La gasolina y el gasóleo suben un 0,7% en la antesala del puente de agosto

Los precios de la gasolina y del gasóleo han registrado subidas del 0,35% y del 0,7%, respectivamente, en la última semana, antes del inicio del puente de agosto, según datos recogidos a partir del Boletín Petrolero de la Unión Europea (UE).

En concreto, el litro de gasolina se sitúa en 1,41 euros e interrumpe cuatro semanas consecutivas a la baja. Su precio es ahora un 0,2% superior al registrado en enero, si bien se encuentra un 3,2% por debajo de la misma semana del año anterior.

En cuanto al gasóleo, cuesta en la actualidad 1,324 euros e interrumpe también cuatro semanas consecutivas de abaratamientos. Su precio es un 2,4% inferior al de enero y un 2,9% inferior al de la misma semana de 2013. La Dirección General de Tráfico (DGT) espera 5,8 millones de desplazamientos para este fin de semana debido a las festividades del 15 de agosto, para la que ha diseñado un dispositivo especial.

Las subidas de precios de la última semana interrumpen una secuencia de abaratamientos a la que habían contribuido tanto la contención de las cotizacione internacionales del petróleo como la campaña estival de Repsol 'Operación Salida', en la que la compañía ofreció hasta el 2 de agosto los precios de gasolina y gasóleo más bajos del ejercicio.

El barril de crudo Brent, de referencia en Europa, se cambia en la actualidad por 103 dólares, un dólar menos que hace una semana, mientras que el Texas 'sweet light' americano se sitúa en 97 dólares, un dólar más.

LLENAR EL DEPÓSITO

El llenado de un vehículo de gasolina con un depósito medio de 55 litros de capacidad cuesta actualmente 77,5 euros, 30 céntimos más que hace una semana, mientras que, en el caso de un vehículo de gasóleo, el llenado supone unos 72,8 euros, unos 50 céntimos más.

Los carburantes siguen costando en España menos que en la media de la UE, donde el precio de venta al público del litro de gasolina asciende a 1,562 euros y a 1,588 euros en la zona euro. Por su parte, el litro del gasóleo asciende a 1,414 euros de media en la UE de los 28 y 1,389 euros en la Eurozona.

El menor nivel de precios finales con respecto a los países del entorno se debe a que España, pese a las subidas del IVA, a los mayores impuestos y a los nuevos gravámenes al biodiésel, sigue contando con una menor presión fiscal.

POCAS RETENCIONES

El inicio del puente festivo del 15 de agosto se desarrolla con normalidad en las carreteras españolas, donde no se ha producido ningún accidente mortal en las cinco primeras horas de la operación especial de tráfico, que coincide con multitud de fiestas patronales en localidades de todo el país.

Según han señalado fuentes de la Dirección General de Tráfico (DGT), desde el inicio de la operación, las 15.00 horas de hoy, y hasta las ocho de la tarde no se tenía constancia de ningún fallecido en accidente de circulación en la red viaria.

Poco antes de las ocho de la tarde las retenciones en las carreteras eran escasas y el punto más conflictivo era la autovía A-3, con doce kilómetros de atasco en la provincia de Cuenca, entre Belinchón y Tarancón.

Mientras, en Madrid sólo la carretera de circunvalación M-40 presentaba alguna dificultad, en tanto que en Andalucía eran la A-4 en Dos Hermanas (Sevilla) y la A-7 en Torremolinos (Málaga) las más afectadas por el tránsito de vehículos, aunque sin problemas importantes en la circulación.

Ya en el norte de la Península, la N-634 sufría algunas retenciones en La Franca (Asturias), y en Cantabria las A-67 y la A-8 a la altura de Torrelavega.

En Cataluña, solo la N-340 a su paso por El Vendrell (Tarragona) tenía tráfico intenso, con siete kilómetros de retenciones a esa altura.

MÁS DE 5,8 MILLONES DE DESPLAZAMIENTOS

La DGT ha puesto en marcha a las tres de la tarde de hoy un dispositivo especial para regular los 5,8 millones de desplazamientos de vehículos previstos en las carreteras con motivo del puente del 15 de agosto.

Unos días en los que Tráfico estará "muy vigilante en cuanto alcohol y drogas", porque es el factor de riesgo más destacado, según ha resaltado hoy la directora general de Tráfico, María Seguí.

"Los controles se realizarán donde la siniestralidad, el volumen del tráfico, los antecedentes de años anteriores y la propia seguridad del dispositivo del control hagan posible la prueba", ha explicado Seguí antes de mostrar su preocupación porque desde hace semanas se ha detectado un repunte en el consumo de sustancias ilegales que se refleja en la conducción.

Así, casi el 50 por ciento de los conductores implicados en accidentes de tráfico dio positivo en consumo de drogas en las pruebas posteriores al siniestro, mientras que los controles preventivos hechos en las carreteras detectaron un 36 por ciento de personas al volante que habían consumido estupefacientes.

Respecto al puente, del total de movimientos previstos para estos tres días Tráfico espera que el mayor incremento de vehículos se produzca en las salidas de las grandes ciudades hacia las zonas turísticas del litoral y poblaciones con celebración de fiestas.

Estos desplazamientos afectarán, sobre todo, a las carreteras de Madrid, Barcelona, Castilla-La Mancha, Comunidad Valenciana, Murcia y Andalucía.

Un 22 por ciento de los movimientos, según Tráfico, se producirán en la zona centro (Madrid, Castilla-La Mancha y Extremadura), un 21 por ciento en Andalucía; un 19 por ciento en Castilla y León, Asturias y Cantabria, y un 18 por ciento en la zona levantina.

El dispositivo especial concluirá a las doce de la noche del domingo, 17 de agosto.

En el dispositivo participan cerca de 10.000 agentes de la Agrupación de Tráfico de la Guardia Civil, apoyados por miembros de la Guardia Civil Rural, así como más de 600 funcionarios y personal técnico especializado en los Centros de Gestión de Tráfico.

Además, están presentes más de 13.000 empleados de las empresas de conservación de vías en régimen de concesión dependientes del Ministerio de Fomento y personal de los servicios de emergencia, tanto sanitarios como bomberos.