Rosell reclama un "pacto de la sociedad" para avanzar hacia el contrato único

El presidente de la CEOE, Juan Rosell
El presidente de la CEOE, Juan Rosell |Telemadrid

El presidente de la CEOE, Juan Rosell, ha abogado en Valladolid por un "pacto de sociedad" que permita que en treinta o cuarenta años todos los contratos sean iguales en España, y quizá a nivel europeo, con una única modalidad que si bien no tenga todas las ventajas de los indefinidos tampoco sea como los temporales.

Se trata, según ha expuesto durante su participación en el foro económico organizado por el diario "El Norte de Castilla", de que los padres que tienen contratos indefinidos de más de treinta años rebajen sus derechos para poder mejorar los de sus hijos con contrato temporal.

El presidente de la patronal española ha apostado por un único contrato indefinido "para todo el mundo, pero que cuando tengas que despedir puedas despedir".

"Desgraciadamente", lo que se "lleva" en Europa es "mucho contrato temporal, por horas y parcial", ha observado Rosell, quien ha recordado que la contratación parcial supone el 15 por ciento en España, frente al 27 por ciento de Alemania o el 50 por ciento de Holanda.

"No hay ningún empresario que quiera despedir", ha sostenido el presidente de la CEOE, para quien hay que seguir haciendo "todas las reformas laborales necesarias para que la legislación" responda a la realidad empresarial de todos los días.

MEJORÍA PROGRESIVA PERO SIN COMPLACENCIA

En cuanto a la situación económica actual en España, a su juicio hay "una leve mejoría que se nota hasta en la calle"; "estamos mejor que hace seis meses, subiendo peldaño a peldaño, décima a décima", con creación de empleo y una inflación contenida, aunque persiste el "problema de déficit" fundamentalmente a nivel de Estado, ya que ayuntamientos y autonomías están haciendo "esfuerzos espectaculares".

"Hemos hecho cosas bien, vamos en la buena dirección, pero de complacencias nada", ha reflexionado el presidente de la patronal española, para quien en educación "lo estamos haciendo rematadamente mal" y España se tiene que "jugar todo en I+D+i", manteniendo la apuesta exportadora y la atracción inversora.

Rosell ha significado que los grandes bancos de España "quieran volver a dar crédito"; "hay intención y campañas publicitarias", aunque "están midiendo el riesgo de manera distinta a la época en la que se daban los créditos a troche y moche"

También se ha referido a las agencias de calificación de riesgo y ha observado que "están exagerando antes", "cuando estábamos al borde de pedir el rescate", y también lo hacen "ahora", cuando se ven titulares como el de "Viva España".

Sobre el rescate, ha alabado la decisión del Gobierno de España de no pedirlo. "No se equivocó, controló los tiempos y jugó de manera modélica" aún estando "al borde del precipicio", ha opinado.

Rosell también ha planteado que se "ponga encima de la mesa un gran pacto eléctrico" y sobre las energías renovables ha dicho que "lo que está escrito se tiene que cumplir"; se "puede cambiar después pero sin destrozar los sectores".

El responsable de los empresarios españoles ha animado a seguir por la senda de la exportación y ha apostado por una patronal que "sea independiente económicamente", con cuanto "menos dinero venga de la administración mejor", aunque "sea con estructuras más livianas y pequeñas", donde se aproveche el trabajo de las patronales locales.

Esa mayor independencia en lo político no quita que la CEOE "esté con los políticos que mandan", en cuanto que "son los únicos que pueden hacer cosas" que se "van a quemar en el intento"; "es muy fácil decir desde la barrera lo que hay que hacer, lo difícil es hacerlo desde la barrera y dentro", ha reflexionado Rosell.