El Ibex dispara sus pérdidas un 3,24% arrastrado la crisis de la deuda

El Ibex dispara sus pérdidas un 3,24% arrastrado la crisis de la deuda

La bolsa española bajó hoy el 3,24 por ciento, la mayor caída en trece meses, y concluyó la sesión en el mínimo del ejercicio, cerca de 9.300 puntos, por las pérdidas de los mercados internacionales, los problemas en el mercado de deuda y la caída de la actividad industrial en varios países.

Así, el principal índice de la bolsa española, el IBEX 35, perdió 312,50 puntos, equivalentes al 3,24 por ciento -la mayor caída desde el 29 de junio de 2010-, hasta 9.318,20 puntos, precio inferior de este ejercicio, con lo que las pérdidas anuales ascienden al 5,49 por ciento.

En Europa, con el euro a 1,421 dólares, las principales plazas europeas bajaron: Milán, el 3,87 por ciento; el índice Euro Stoxx 50, el 2,88 por ciento; Fráncfort, el 2,86 por ciento; París, el 2,27 por ciento, y Londres, el 0,7 por ciento.

La Bolsa española empezaba la sesión con ganancias superiores al 1 por ciento y subía a 9.750 puntos gracias al acuerdo alcanzado para evitar la suspensión de pagos en Estados Unidos, que permitirá un billón de dólares en deuda hasta final de año y lleva aparejado un recorte similar del gasto público.

Tras el impulso inicial logrado con el aumento del techo de gasto estadounidense, la bolsa redujo sus ganancias hasta que incurrió definitivamente en pérdidas al mediodía.

El cambio de tendencia se basaba en el descenso de la actividad industrial en julio en China por cuarto mes consecutivo, así como por la caída de este indicador en la zona del euro y por la rebaja de las previsiones de crecimiento de La India para este año, del 9 al 8,2 por ciento.

Los datos de paro de la zona euro en junio no incidían en el mercado bursátil, que observaba cómo crecían las presiones sobre la deuda y se perdía el nivel de 9.600 puntos.

Antes de la apertura de Wall Street, la bolsa nacional ya rozaba el nivel de 9.500 puntos, afectada por las ventas de deuda al conocerse que la UE podría dispensar a España e Italia de participar en el segundo rescate a Grecia.

La caída se incrementó cuando se conoció que la actividad fabril estadounidense bajó en julio de 55,3 a 50,9 puntos, nivel desconocido desde hace dos años, lo que acercó a la bolsa a 9.300 puntos.

Al mismo tiempo, y aunque se conocía que el gasto en construcción subió en junio el 0,2 por ciento en Estados Unidos, caían el petróleo Brent (abría a 120 dólares y acababa la sesión a menos de 116 por barril) y el euro, que osciló entre 1,445 y 1,422.

Todos los grandes valores del mercado español bajaron: BBVA, el 4,75 por ciento; Banco Santander, que pagaba dividendo, el 3,45 por ciento; Repsol, el 3,06 por ciento; Iberdrola, el 3 por ciento, y Telefónica, el 1,77 por ciento.

Acciona, con un descenso del 6,57 por ciento, presidió las pérdidas del IBEX, en el que sus treinta y cinco empresa bajaron. El segundo puesto correspondió a Banco Popular, con un retroceso del 5,04 por ciento.

A continuación se situaron nueve compañías con caídas comprendidas entre el 4 y el 5 por ciento: OHL, BBVA, Técnicas Reunidas, Ferrovial, Banco Sabadell, FCC, Abertis, Mediaset pese a liderar la audiencia televisiva en julio, y Sacyr.

Las menores pérdidas correspondieron a Bolsas y Mercados Españoles, el 0,28 por ciento, después de anunciar que el mes pasado se incrementó la negociación bursátil el 6,4 por ciento, en tanto que Grifols perdió el 0,43 por ciento.

En el mercado continuo las pérdidas estuvieron encabezadas por Metrovacesa, que cedió el 13,99 por ciento tras conocerse datos de una ampliación de capital que ha acometido, mientras que de la veintena de valores con ganancias el primer puesto correspondió a Renta Corporación, que subió el 6,67 por ciento.

La rentabilidad de la deuda española a largo plazo subía casi doce centésimas y se situaba en el 6,917 por ciento, mientras que la prima de riesgo avanzaba hasta 374 puntos.