El Gobierno congelará en 2012 el Salario Mínimo en 641,4 euros al mes

El Gobierno ha decidido congelar en 2012 el Salario Mínimo Interprofesional (SMI) en 641,4 euros al mes, a pesar de que los sindicatos CCOO y UGT le habían solicitado que lo subiera. Esta es la propuesta que el Ejecutivo de Mariano Rajoy ha enviado a los agentes sociales hoy, según han informado fuentes sindicales, y que será aprobada en el Consejo de Ministros del próximo viernes.

RECHAZO DE CC.OO. Y UGT

CCOO y UGT han expresado hoy su rechazo a la congelación en 2012 del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) porque supone una nueva caída real de esta renta y una mayor pérdida de su capacidad de compra. Este rechazo ha sido plasmado en una carta dirigida al Ministerio de Empleo y Seguridad Social por los secretarios de Acción Sindical de CCOO y UGT, Ramón Górriz y Toni Ferrer.

Los sindicatos aseguran que el SMI ha ido perdiendo peso sobre el salario medio desde 2007, cuando alcanzó su mayor peso relativo, 41,5 %, hasta caer al 41 % en 2010 y 2011.

UGT y CCOO pidieron por carta el pasado 15 de diciembre al Gobierno que elevara en 2012 el SMI por la pérdida de poder adquisitivo acumulado por esta renta en los ejercicios 2010 y 2011 y que, según los sindicatos, está cercana al 3 %. En su carta las centrales recordaban que, según la Carta Social Europea, el SMI debe alcanzar el 60 % del salario medio neto de cada país, lo que equivaldría a unos 1.026,4 euros mensuales.

Por ello, UGT y CCOO querían que el Gobierno del PP recuperara la senda alcista que el SMI tuvo entre 2004 y 2009, situación que cambió por la crisis económica, lo que llevó al Ejecutivo socialista de José Luis Rodríguez Zapatero a aparcar su objetivo de que el salario mínimo llegase a 800 euros en 2012.

En el marco de esa política restrictiva la subida para 2011 se fijó en 1,3 %, lo que le situó en los actuales 641,4 euros mensuales, cifra que ahora el PP ha decidido no incrementar para el año que viene.

IU "CASI UNA DECLARACIÓN DE GUERRA"

El portavoz de IU, José Luis Centella, ha calificado de "casi una declaración de guerra" del PP la decisión que acaba de tomar el Gobierno de congelar en 2012 el Salario Mínimo Interprofesional (SMI) en 641,4 euros al mes.

Centella ha dicho que se trata de una "aberración", a lo que el portavoz de ICV, Joan Coscubiela ha añadido que si el Ejecutivo consuma esta decisión estará expresando "de la manera más nítida" su perfil antisocial. Ha recordado que el SMI ha perdido 5.5 puntos de poder adquisitivo en los últimos años y, además, está por debajo de la media de los países de la zona euro, salvo Portugal.

Coscubiela ha instado también al presidente del Ejecutivo, Mariano Rajoy, en que si tiene tanto interés en cumplir los compromisos internacionales empiece por hacerlo con la Carta Social Europea, que establece que el SMI debe ser un 60 por ciento del salario medio de cada Estado. Si se acatara este compromiso, el salario mínimo que le correspondería a un español sería de 1.026,43 céntimos, según ha explicado.

Con 641 euros, ha recalcado el dirigente de ICV, ni se vive "dignamente" ni se reactiva el consumo y tampoco se cambia el modelo económico como se quiere hacer.

VALERIANO GÓMEZ LO CONSIDERA UNA MEDIDA INHUSTA Y REGRESIVA

El exministro de Trabajo y diputado socialista Valeriano Gómez ha considerado "regresiva" e "injusta" la decisión del Gobierno del PP de congelar para 2012 la cuantía del Salario Mínimo Interprofesional (SMI) en los actuales 641,4 euros al mes.

Según Gómez es "la primera vez en la historia de España" que un gobierno democrático congela el SMI, de cuya cuantía destaca que "no es, ni mucho menos, excesiva". Al respecto, Valeriano Gómez recuerda que España se encuentra en el tercer puesto por debajo en cuanto a la cuantía del SMI. Por ello, el diputado socialista considera que hay margen "suficiente" para aumentarlo "progresivamente y con moderación".

El exministro destaca que el SMI cumple una función de "suelo salarial", por lo que reitera que, aunque es necesaria la moderación de los sueldos por la crisis, "no es ni muchos menos una medida razonable proceder a su congelación".

En su opinión, hubiera sido una buena decisión que el Gobierno del PP subiese el SMI el 1,6 % en 2012, ya que en esa medida han crecido los salarios en convenio durante 2011.

BAÑEZ INSISTE EN QUE QUE LOS AGENTES SOCIALES TIENEN HASTA LA SEGUNDA SEMANA DE ENERO PARA LLEGAR A UN ACUERDO

La ministra de Empleo y Seguridad Social, Fátima Báñez, ha recordado a patronal y sindicatos que España "sigue destruyendo puestos de trabajo" y que es preciso que lleguen a un acuerdo en materia laboral "en la segunda semana de enero", informó hoy su gabinete en un comunicado al término de la ronda de contactos mantenidos con los agentes sociales.

Báñez agradeció tanto a la CEOE como a CC.OO. y UGT el "ambiente cordial" de los encuentros y su "buena disposición" para llegar "a un acuerdo cuanto antes que facilite la creación de empleo", dada la situación de "grave crisis" que vive España.

En este sentido, la ministra de Empleo les ha insistido en la "urgencia de llegar cuanto antes a un acuerdo, que debería estar listo en la segunda semana de enero". Desde el gabinete de Báñez no se ha concretado si la ministra ha puesto o no sobre la mesa la fecha concreta del 7 de enero, que el pasado viernes sí mencionó tras el Consejo de Ministros la ministra Portavoz del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría. No obstante, el comunicado de Empleo recuerda que ese plazo de la segunda semana de enero es el mismo al que se comprometieron los agentes sociales en la primera reunión que mantuvieron con el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, el pasado 30 de noviembre.

Por último, Fátima Báñez ha destacado que "el Ministerio mantendrá abiertas todas las líneas de comunicación para ayudar a que finalmente se llegue a un acuerdo".