El Gobierno acelerará el ritmo de las reformas ante los datos del desempleo

La vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, ha calificado hoy de "negativo" el dato del paro y ha dicho que "lleva a trabajar con más intensidad al Gobierno" y a acelerar el ritmo de las reformas pendientes. Durante la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros, Sáenz de Santamaría ha valorado así los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) publicados hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE), según los cuales España ha superado por primera vez los 5 millones de desempleados.

Por ello, la vicepresidenta ha señalado que el Gobierno presentará "inmediatamente" la reforma del sistema financiero y después la laboral. De la reforma financiera ha subrayado la importancia que tiene para pymes y autónomos y de la laboral ha dicho que el ministerio del ramo ya está ultimándola y que "busca" mecanismos de flexibilidad que permitan que las empresas mantengan el empleo y no tengan que recurrir al despido en situación de crisis.

Conocer los datos de la EPA, ha señalado, ha llevado al Gobierno a acelerar estas reformas estructurales a las que seguirán otras, no tanto de índole económica cuanto institucionales. Sáenz de Santamaría ha felicitado a los agentes sociales por el acuerdo de moderación salarial alcanzado esta semana y ha subrayado la importancia del mismo porque ayudará a hacer crecer la economía y el empleo.

MONTORO: 5,4 MILLONES

En respuesta a una pregunta dirigida al ministro de Hacienda y Administraciones Públicas, Cristóbal Montoro, sobre la posibilidad de que el número de parados llegase a los 5,4 millones, ha respondido que no tuvo la intención de anticipar los datos de la EPA, aspecto que, ha recordado, ya aclaró ayer. "Es imposible que anticipe algo que desconozco" ha señalado Montoro, quien ha afirmado que dio el dato basándose en los datos de la oficina estadística comunitaria, Eurostat, que advierte de que España puede estar en esos niveles de desempleo.

ECONOMÍA DICE QUE LA REFORMA LABORAL DEL GOBIERNO IRÁ MÁS ALLÁ DE LO ACORDADO

Por su parte, el secreterio de Estado de Economía y Apoyo a la Empresa, Fernando Jiménez Latorre, ha asegurado que la escalada del paro en el último trimestre de 2011 es la "cara más severa" del frenazo de la economía y "evidencia la necesidad de una reforma laboral completa, equilibrada y valiente", que incluso entre a legislar sobre negociación colectiva.

En rueda de prensa para valorar los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) del cuarto trimestre de 2011, ha precisado que, aunque el acuerdo sobre negociación colectiva entre los agentes sociales es "muy positivo" e incluye un acuerdo de rentas "sin precedentes", la reforma laboral legislará en esta materia e irá "más allá", hasta temas como contratación o políticas activas y pasivas de empleo. Preguntado sobre si el Gobierno dará más tiempo a los agentes sociales para que sigan negociando, se ha limitado a decir que los detalles de calendario de la reforma "se darán a conocer cuando estén definidos".

CALDERA ADVIERTE AL GOBIERNO DE QUE MÁS AJUSTES TRAERÁN MÁS PARO

El portavoz de Empleo del PSOE en el Congreso, Jesús Caldera, ha advertido de que con más ajustes y sin políticas de crecimiento económico la destrucción de empleo continuará, pese a que ha confiado en que el "pésimo dato" de paro de 2011 sea el "último" de la Encuesta de Población Activa (EPA). En rueda de prensa, Caldera ha criticado que el Gobierno adelantara que la cifra de desempleados iba a llegar a los 5,4 millones de parados y ha dicho que "no es institucionalmente aceptable" cuando además las cifras no se han correspondido con la realidad. "No es elegante que ofrezcan datos antes de que la EPA sea conocida por los españoles", ha dicho, tras lamentar el aumento del desempleo hasta los 5,27 millones de personas.

Ha asegurado que es resultado de una gravísima crisis económica y que "por supuesto" que el anterior Ejecutivo socialista "se hace cargo" hasta noviembre de 2011, cuando dejó de gobernar. El portavoz de Empleo socialista ha urgido al presidente Mariano Rajoy a que exija a la canciller alemana, Ángela Merkel, "más margen", entre dos y tres años más, para cumplir con los compromisos de reducción de déficit público marcado por Bruselas.

"Es indispensable y no es renunciar a las obligaciones pero se precisa más tiempo", ha dicho, tras criticar que "Rajoy no se lo ha dicho claramente a Merkel y es tiempo para la acción determinante".

CEOE Y CEPYME CONFÍAN EN QUE EL ACUERDO SALARIAL MEJORE EL MERCADO DE TRABAJO

Las patronales CEOE y CEPYME confían en que el acuerdo de moderación salarial firmado con los sindicatos hasta 2014 contribuya a mejorar el mercado laboral, aunque advierten de que es urgente una reforma estructural del mercado de trabajo. En una nota de prensa, ambas organizaciones empresariales califican de "pésimos" los datos de la Encuesta de Población Activa (EPA) al cierre de 2011 y añaden que demuestran que el mercado laboral "lejos de mejorar, continúa destruyendo empleo de forma intensa".

Lamentan que el número de parados haya llegado a "máximos históricos" y recuerdan que el acuerdo de negociación colectiva de los agentes sociales ha sido firmado para ayudar a salir de "esta continua espiral de deterioro".En este sentido, destacan la moderación de los sueldos para este año y los dos siguientes y la mejora para la flexibilidad interna de las empresas en materia de negociación colectiva. "No obstante para conseguir que la economía española logre sentar las bases para volver a crear empleo, es urgente una reforma estructural del mercado laboral", puntualiza el comunicado.

UGT DICE QUE LAS POLÍTICAS DE AJUSTE AGRAVAN LA SITUACIÓN ECONÓMICA Y EL DESEMPLEO

UGT ha advertido al Gobierno de que la realidad laboral ya no admite calificativos y las políticas de ajuste agravan la situación económica y el desempleo, por lo que urgen medidas de estímulo a la economía. En una nota de prensa, UGT asegura que el esfuerzo que han realizado los agentes sociales para cerrar un pacto de moderación salarial "no será suficiente" si el Gobierno no actúa con políticas económicas de reactivación.

Ante el aumento del paro en 2011 hasta los 5,27 millones de desempleados, UGT advierte de que la solución no viene por recortes en los costes de despido o por una reforma laboral con disminuciones de la cuantía de las prestaciones por desempleo, que "en todo caso facilitarán un mayor número de despidos y no favorecerá las contrataciones"."Ningún empresario contratará a un nuevo trabajador (por muy barato que sea) si no logra sacar adelante la producción de su empresa", recalca el sindicato, al tiempo que pide reformas laborales consensuadas.