Exceltur asegura que no ha habido cancelaciones en España por el caso Ébola

La Alianza para la Excelencia Turística (Exceltur) ha asegurado que, a día de hoy, las empresas del sector que están asociadas a su organización no han sufrido cancelaciones o mermas en la actividad por el caso de contagio de Ébola registrado en España.

En rueda de prensa para analizar la evolución turística del verano y las perspectivas para el cierre del año, el vicepresidente de Exceltur, José Luis Zoreda, ha dicho que también se ha producido otro hecho "anecdótico" y es que, incluso, algunas empresas en las últimas horas han mejorado sus reservas.

Zoreda ha explicado que sus asociadas así se lo transmitieron ayer en un sondeo que les hicieron. El dirigente de Exceltur ha destacado que el contagio de la auxiliar de enfermería es un caso "aislado" y que confían en la profesionalización de los servicios sanitarios. Además, ha pedido que se huya de hacer un "alarmismo injustificado" sobre el contagio, porque está "controlado y acotado".

EL EJERCICIO TERMINARÁ CON UN REPUNTE DEL 2,4%

El crecimiento de la actividad turística se mantendrá estable en el 2,4% para el conjunto del año 2014, según la Alianza para la Excelencia Turística (Exceltur), que mostró hoy su satisfacción por el aumento del 2,9% con el que se cerró el verano, aunque advirtió del comportamiento atípico de la demanda extranjera este verano, intensificándose el uso de viviendas no regladas en alquiler en un 19%.

"El turismo sigue siendo la punta de lanza de recuperación de la economía española con capacidad para generar empleo. Lo que nos preocupa es que se aliente y primen unos modelos de gestión donde se prioricen los récords de afluencia mientras siguen cayendo los ingresos medios que revierten en España", explicó el vicepresidente de Exceltur, José Luis Zoreda, durante la presentación este jueves de su valoración turística del verano y las perspectivas para cierre del año.

MADRID, LA DEMANDA NACIONAL CRECE CASI UN 20%

Los españoles viajaron y gastaron más este verano en servicios turísticos aunque todavía muy asociados a menos precio y ofertas y descuentos. La mejoría de la demanda nacional se ha dejado notar especialmente en Madrid (18,9%), Castilla La Mancha (9,99%) muy concentrada en Toledo gracias a los actos entorno al IV Centenario de la muerte de El Greco, así como en Cataluña (8,3%), y La Rioja (5,3%).

Las únicas comunidades donde no crece la demanda española en julio y agosto son País Vasco, Asturias y Cantabria afectados por un clima menos propicio que el del verano de 2103, así como Baleares.

Desde Exceltur se observa con crecimiento preocupación el crecimiento exponencial en la prestación de servicios turísticos "bajo fórmulas de economía sumergida, mal denominadas de economía colaborativa en los ámbitos de alojamiento, transporte, restauración o celebración de eventos".

"Por ello, pedimos a las autoridades públicas competentes que implementen cuando antes un nuevo marco normativo y fiscal armonizado en todo el país, que facilite la igualdad de condiciones competitivas y persiga a todos aquellos nuevos prestadores de servicios que no aseguran la calidad y los derechos de los consumidores", explicó Zoreda quien insiste en que no están en contra de nuevos modelos de desarrollos turísticos a favor del consumidor "pero en igualdad de condiciones".

CAIDA DE INGRESOS POR TURISTA

El verano de 2014 ha venido marcado por el crecimiento del turismo francés (9,9% en pernoctaciones hotelera en julio y agosto, y nórdico (6,8%) y la recuperación de Portugal (15,7%) e Italia (4,7%). El mercado ruso intensifica sus ritmos de caída (-5,6% en llegadas y el -14,2% en pernoctaciones).

Las comunidades autónomas de interior, del norte de España, Madrid (9,7%) y Canarias (9,2%) son las que más se han beneficiado del incremento de la demanda extranjeros a hoteles en julio yo agosto. Cataluña (-3,4% ) se residente por la caída del turismo ruso y Baleares por la menor llegada de turistas alemanes a hoteles (-3,7%).

Con estos condicionantes los ingresos por turista muestra una "preocupante" intensificación en sus ritmos de caída. En julio y agosto, el ingreso para España por cada turista extranjero habría descendido un -5,3% de forma que en el acumulado del año la caída se eleva hasta el -3,5% en términos nominales y al 4% en términos reales.