Valdeolmillos: "Entrenar al Estudiantes es un sueño hecho realidad"

"Ahora mismo no se cuáles son las expectativas y solo pienso en ir partido a partido"

Sergio Valdeolmillos

deportes

| 19.04.2016 - 09:41 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Entrenar al Movistar Estudiantes "es un sueño para cualquier entrenador", reconoce Sergio Valdeolmillos, para quien dicho sueño "se ha hecho realidad" y en su caso viene acompañado por los resultados, ya que ha logrado sacar a su nuevo equipo de los puestos de descenso, en los que llevaba 23 jornadas.

Recién cumplidos los 49 años, el granadino ha regresado a la Liga española con una plantilla en situación crítica, aceptando un reto que compagina con la dirección de la selección mexicana, a la que aspira a llevar a los Juegos de Río en el preolímpico que se disputará en Turín en julio.

"UNA TREMENDA ILUSIÓN"

En una entrevista con Efe, afirma que "para cualquier profesional, con independencia de su situación, es un sueño entrenar al Estudiantes", toda vez que ve "como un imposible" alcanzar los banquillos de equipos de la talla del Real Madrid o el Barcelona. "Para mí supone una tremenda ilusión estar aquí, en un club como este que trabaja la cantera" y en el que le gustaría continuar la próxima temporada si este año logran salvarse.

Prefiere no sentirse protagonista de la resurrección del equipo, al que llegó a principios de febrero, y reconoce que con el paso de los años cada vez le gusta ser "más participativo y menos imperativo" en aspectos como la configuración de las plantillas porque considera que, cuanto menos se meta en algunas cosas, "mejor".

"No eludo la responsabilidad de construir un equipo como haya que hacerlo -resume- pero ya no entro en guerra de guerrillas". Su principal objetivo en el club colegial es lograr una "buena química" entre todos, mantener la columna vertebral y jerarquía actuales, con el argentino Nicolás Laprovittola como líder y principal referente, ya que propulsa dicha química junto a otros hombres como Nacho Martín o Jaime Fernández.

"MEJORA GLOBAL DEL EQUIPO"

"Estamos intentando involucrar a más jugadores, que haya esa buena química entre todos y una mayor aceptación en sí mismos, que se sientan realizados en los partidos porque eso da el crecimiento del equipo", explica el técnico.

No obstante, es consciente de que tienen que acompañar los resultados "medianamente", algo que está ocurriendo desde su llegada, con triunfos como el conseguido en la difícil pista del Valencia o los sumados de forma consecutiva en casa ante Unicaja y Obradoiro.

A su juicio, esa mejora global de las últimas semanas "se nota en el ambiente" y no es solo atribuible a un entrenador, "sino a los propios jugadores y a la química que crean entre ellos, y eso es algo que va mejorando cada semana".

"SOLO PIENSO EN IR PARTIDO A PARTIDO"

"Ahora mismo no se cuáles son las expectativas y solo pienso en ir partido a partido", refiere a Efe Valdeolmillos, quien no espera que el club fiche a algún tirador porque el equipo está más estable ahora y podría desestabilizar a la plantilla.

"Si viniese un tirador, que yo no digo que no le hiciese falta al equipo, habría que valorar si abrir hueco para uno más (...) ahora que me está costando muchísimo encajar un poco las piezas, supondría tener que volver a encajarlas otra vez. No sé si sería positivo y los resultados dirán, pero a mí me gustaría que nos quedásemos como estamos, que sería buena señal" explicó.

A esta alturas de temporada, ve a sus jugadores "mentalmente bien", con Laprovittola especialmente fuerte en ese aspecto, al igual que ocurre con Nacho Martín siempre que esté junto al argentino. Además, Javi Salgado "ayuda mucho" pese a su teórica participación secundaria y Jaime Fernández "se está sumando" a esa dinámica "y está creciendo como jugador".

"Nico lo sabe, él arrastra mucho a los demás, a los jóvenes y a los que no lo son, les da un plus que cuando él se conecta se conectan los otros también", finaliza el entrenador andaluz.