Detienen a 19 hinchas serbios tras los incidentes violentos en el partido de Italia

Serbia pide la intervención del Gobierno para acabar con la violencia

deportes

| 14.10.2010 - 10:10 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La policía serbia detuvo a 19 hinchas radicales que regresaban de Italia, donde el martes protagonizaron en Génova incidentes violentos que obligaron a suspender el partido Italia-Serbia de clasificación para la Eurocopa.

El ministro serbio del Interior, Ivica Dacic, declaró que las detenciones se llevaron a cabo en pasos fronterizos serbios del norte y oeste, y que otros dos autobuses estaban siendo registrados a la entrada en el país. Otro hinchas fueron arrestados en Italia.

El presidente de la Asociación Serbia de Fútbol (FSS), Tomislav Karadzic, ha pedido una acción inmediata de su Gobierno tras los incidentes provocados por los aficionados serbios en el partido de la fase de clasificación para la Eurocopa de 2012 que les enfrentaba a Italia en Génova, y que tuvo que ser suspendido.

"Toda Europa ha visto la deshonra y la vergüenza que han provocado los aficionados serbios, quienes nos habían asediado en nuestro hotel durante dos días", indicó Karadzic a la cadena serbia 'B92'.

El dirigente reconoció que tenían "información" sobre "la intención" de estos hinchas de obligar a que el encuentro "se suspendiese" y que lo habían "notificado a las autoridades italianas".

"Ahora es obligación del Gobierno serbio el lanzar una rápida investigación y establecer quien agrupó a estos jóvenes para venir a Génova y provocar disturbios porque es un acto de agresión que va más allá del fútbol", añadió Karadzic.

Los altercados en Génova tuvieron aparentemente como protagonista a una coordinada campaña contra el portero serbio y ex del Getafe, Vladimir Stojkovic, que era el objetivo de sus antiguos aficionados del Estrella Roja desde que fuese cedido por el Sporting de Lisboa este pasado mes de agosto al gran rival, el Partizán.

Según las noticias, los aficionados imprimieron falsos obituarios, le hicieron obscenas llamadas telefónicas y desplegaron pancartas insultantes. El pasado viernes, abuchearon cada vez que tocó el balón en la derrota por 1-3 ante Estonia.

Este martes, una hora antes del encuentro en Génova, las informaciones apuntaban que varios de estos aficionados irrumpieron el autobús del equipo balcánico con bengalas, y de acuerdo con los medios serbios, sólo una rápida intervención de los compañeros de Stojkovic evitaron una agresión.

Los incidentes dejaron 16 heridos y casi una veintena de detenidos, entre ellos el posible responsable de todo, indicó 'gazzetta.it', que fue arrestado bien entrada la madrugada, en parte por culpa de sus numerosos tatuajes, que le 'delataron' en las imágenes del estadio.

Según informa la web del diario deportivo italiano, las fuerzas del orden procedieron a parar un autobús que transportaba aficionados, a los que hicieron bajar uno a uno y les hicieron quitarse la camiseta en busca de los tatuajes. Finalmente, encontraron al hincha, de nombre Ivan, escondido en el maletero del último autobús, con una bolsa repleta de bengalas.