Roland Garros: Nadal apabulla a Haase y se mete en tercera ronda

Bauista, García-López, Ramos y Carreño también pasan de ronda: Robredo, eliminado

Nadal: "Hice un montón de cosas bien esta tarde"

Toni Nadal: "La vida de Rafa no cambiará si gana Roland Garros por décima"

Carreño: "Si juego bien puedo ganar a cualquiera"

García López: "Estoy lesionado y tengo que hacer los puntos cortos"

deportes

| 31.05.2017 - 19:41 h
REDACCIÓN

En su retorno a la pista central de Roland Garros, el escenario de sus mayores glorias, Rafa Nadal fue un ciclón en la segunda ronda de Roland Garros contra el holandés Robin Haase, 46 del ránking, un pegador que comprobó que el nivel del español está a punto para su décima Copa de los Mosqueteros.

En una hora y 49 minutos, Nadal, cuarto cabeza de serie pero principal favorito para la victoria final, se deshizo de un tenista que hace siete años le llevó hasta los cinco sets en la segunda ronda de Wimbledon y que hoy cayó por 6-1, 6-4 y 6-3.

"TRATO DE ESTAR FUERTE EN CADA MOMENTO"

"Estoy contento de volver a la Philippe Chatrier, el año pasado fue muy duro para mi, pero esta es la pista más importante de mi carrera", dijo el español desde la pista."Trato de estar fuerte en cada momento, no siempre es posible, pero trabajo siempre para estar al mejor nivel a lo largo de toda mi carrera", señaló.

Nadal aseguró que mañana por la mañana preparará su siguiente duelo, que le enfrentará por un puesto en los octavos de final con el georgiano Nikoloz Basilashvili, y por la noche disfrutará de París, "una de las ciudades más bonitas del mundo".

El torbellino del mallorquín asfixió de entrada al holandés, de la misma edad pero de características y palmarés opuestos, un fantasma en la Chatrier frente al inquilino más laureado en esa pista. Fue tanto el dominio de Nadal que las conclusiones que se pueden sacar son pocas. No cedió ninguna vez su servicio, ni siquiera tuvo que levantar una bola en contra, se movió bien sobre la tierra batida hasta borrar a su oponente.

ALBERT RAMOS SE IMPONE AL FRANCÉS, BONZI Y PASA A LA TERCERA RONDA

Albert Ramos, 19 favorito y 20 del mundo, avanzó a la tercera ronda con una arrolladora victoria en tres mangas (6-2, 6-1 y 6-1) frente al francés Benjamin Bonzi (266), que había accedido al cuadro por invitación.

"Ha sido un partido fácil. Contento por la victoria, era un rival que no conocía y he hecho un partido muy serio. Es para estar contento", resumió ante los periodistas Ramos, quien tardó hoy una hora y 24 minutos en eliminar a Bonzi, de 20 años.

Analizó sus potenciales rivales en tercera ronda, el francés Lucas Pouille (17), al que ganó dos de tres veces, o el brasileño Thomaz Bellucci (61), ante el que perdió la única vez que jugaron. Poulille "es un gran jugador, con muy buena proyección, con mucha potencia. Jugando en casa, se le ve que está con muchas ganas. Tendrá el público a favor, el favorito sería él".

VICTORIAS DE CARREÑO, BAUTISTA Y GARCÍA LÓPEZ; DERROTA DE ROBREDO

Guillermo García-López derrotó al argentino Marco Trungelitipor 7-5, 6-4 y 7-5, en 2 horas y 27 minutos. Menos problemas tuvo Ramos con Benjamin Bonzi, su víctima por 6-2, 6-1 y 6-1. Un set se dejó Pablo Carreño frente a Taro Daniel por 7-5, 6-4, 4-6 y 6-0.

Bautista fue el último en conseguir el pase después de un partido muy disputado con el kazajo Mikhail Kukushkin, al que tuvo que vencer en cuatro sets (6-3, 3-6, 6-3, 7-6(3)) tras la reacción de su oponente en el tercer asalto. Pese al despertar de Kukushkin, el castellonense se mantuvo sólido desde el fondo de la pista para llevarse el billete.

Tommy Robredo, que se despidió ante Grigor Dimitrov por 6-3, 6-4 y 7-5. Cabe recordar que el gerundense de 35 años, había entrado al torneo con ranking protegido. Y es actualmente ocupa el puesto 274.

TONI NADAL: "LA VIDA DE RAFA NO CAMBIARÁ SI GANA ROLAND GARROS POR DÉCIMA VEZ"

El tío y entrenador de Rafa Nadal, Toni Nadal, aseguró que la vida de su sobrino "no cambiará" si conquista Roland Garros por décima ocasión en su carrera esta temporada y dijo que no significaría "nada" si llegase el décimo entorchado en la tierra batida de París.

"Hay más diferencia entre uno y dos títulos que entre nueve y diez", dijo Toni Nadal, de 57 años, en una entrevista con un pequeño grupo de periodistas en el salón de hospitalidad de uno de los patrocinadores del Abierto de Francia, Café Lavazza.

"(Para ir) De nueve a diez es sólo el 11 por ciento, no más", agregó Toni Nadal. "La vida de Rafael no cambiará si gana este torneo por décima vez Para nosotros fue muy importante ganar nueve veces aquí, pero también ocho, siete, seis o cinco fueron muy importantes", relató.