Roland Garros: Carla Suárez, Verdasco y Robredo pasan ronda

Feliciano López, eliminado por Gabashvili

Verdasco: "¿La Copa Davis? Yo voy a la boda de mi amigo Feliciano"

Carla Suárez

deportes

| 25.05.2015 - 13:38 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

Carla Suárez, Tommy Robredo y Fernando Verdasco avanzaron a la segunda ronda de Roland Garros, que no contará con Feliciano López y María Teresa Torro Flor, eliminados a las primeras de cambio.

Carla prolongó en su retorno a París el bueno momento de forma que la semana pasada le llevó hasta la final de Roma y en su debut en el Grand Slam que el año pasado se situó en octavos de final, venció a la rumana Monica Niculescu por 6-2, 6-2 en 1 hora y 21 minutos. La número 8 del mundo tiene puestas muy altas expectativas en el Grand Slam de tierra batida, superficie en la que ha disputado siete de las nueve finales que ha jugado.

RAZZANO, PRÓXIMO RIVAL

Frente a Niculescu, 67 del mundo, contra quien no conoce la derrota en cuatro duelos, se mostró muy sólida desde el fondo de la pista y ahí cimentó un triunfo que demuestra el buen momento de la canaria.

"Llego con un estado de confianza mayor que el año pasado, pero durante el juego estoy siendo más agresiva, con el saque intento dominar desde los primeros tiros. Tengo las ideas claras, varío mucho. Pero el principal cambio es mental, de confianza y de tener las cosas claras desde el primer partido", dijo.

Su rival para un puesto en la tercera ronda será la francesa Virginie Razzano, invitada por los organizadores, y que derrotó a la la paraguaya Verónica Cepede Royg, procedente de la fase previa, por 2-6, 6-4 y 6-2.

Menos suerte corrió Torro Flor, que en su debut se topó contra la bielorrusa Victoria Azarenka, favorita 27, que la dominó por 6-2 y 6-1.

En el cuadro masculino, Tommy Robredo comenzó frío pero acabó por imponerse al kazako Andrey Golubev, rescatado de la fase de clasificación, al que derrotó por 3-6, 6-1, 7-5 y 6-3. El catalán llegó a París sin entrenamiento, tras los problemas que sufrió en un pie en el pasado Conde de Godó, pero demostró que en la arcilla francesa se transforma.

El cinco veces cuartofinalista en Roland Garros confesó que llega con pocas expectativas, con la intención de recuperar sus buenas sensaciones y que cualquier cosa que consiga será un premio. Pero su solidez demostrada en París le convierten en un rival siempre temible.

Su siguiente rival es el croata Borna Coric, un joven de 18 años, 46 del mundo, en buen momento de forma, semifinalista en el pasado torneo de Niza y que hoy se deshizo del estadounidense Sam Querrey por 7-6(8), 6-3, 0-6 y 6-3.

Verdasco tuvo menos problemas para ganar al japonés Taro Daniel, procedente de la previa, 6-3, 6-4, 6-2 y avanzar en un torneo en el que su objetivo será llegar, al menos, a cuartos de final, una fase que ha alcanzado en todos los Grand Slam menos en París. Su rival será el alemán Benjamin Becker, que pasó a segunda ronda por encima del belga Ruben Bemelmans por 6-3, 6-7(5), 2-6, 7-6(4) y 6-2.

La nota negativa entre los hombres la dio Feliciano López, que llegaba a París con el cartel de undécimo cabeza de serie pero que demostró que en Grand Slam de tierra batida no es su preferido y cayó a las primeras de cambio.

En esta ocasión frente al ruso Teymuraz Gabashvili, al que bastó su solidez para desquiciar al manchego y acabar imponiéndose por 6-3, 7-6(5) y 6-3 Octavofinalista en 2010, López ha disputado quince veces Roland Garros y ha perdido en primera ronda en diez.