Purito, más animado al ver una crono "engañosa" y "diferente" a lo esperado

Ve al holandés Tom Domoulin como su principal rival

Aru: "La contrarreloj es muy importante, pero hasta el final hay Vuelta"

Dumoulin: "Una ventaja buena serían 10 minutos, pero eso no va a pasar"

Mikel Nieve: "No descarto nada, ni el podio"

Boeckmans sigue en coma inducido en la UCI, con mejora pulmonar

deportes

| 08.09.2015 - 15:54 h
REDACCIÓN

Joaquim Purito Rodríguez (Katusha), líder de la Vuelta a España 2015, se ha mostrado más animado que días anteriores tras reconocer hoy la contrarreloj de mañana en Burgos y ver que es "engañosa" y "diferente" a lo que se imaginaba.

"Es una crono que engaña, diferente a lo que nos imaginábamos, que era que era completamente llana. Los ocho, diez primeros kilómetros son duritos con repechos que tiran para arriba y (la subida al Castillo es un repecho que rompe bastante", ha explicado el catalán en la rueda de prensa del día de descanso, ya en la ciudad del Cid.

DOMOULIN, SU PRINCIPAL RIVAL

"Sí, sí, no parece una crono en la que vaya a rodar tan rápido", ha dicho, cuando se le ha apuntado que si se había animado tras el reconocimiento del recorrido, aunque posteriormente admitió: "No creas que ha cambiado mucho" su estado de ánimo porque asume que lo tiene que "hacer muy bien" y el holandés Tom Domoulin, al que ve como su principal rival a pesar de que el cuarto en la general, "no tan bien".

En cuanto al resto de favoritos, cree que con el segundo clasificado, el italiano Fabio Aru, al que solo aventaja en un segundo, irá "de la mano" y que el polaco Rafel Majka, tercero, "aunque suele hacer buenas contrarreloj", está "a unas distancia (1:35)" que le hace menos peligroso que Domoulin, a pesar de que el líder del Giant está a 1:51.

"Es uno de los mejores contrarrelojistas del mundo", ha dicho sobre el holandés, asumiendo a la vez que la lucha contra el crono, a pesar de que la trabajas "más" que hace unos años, sigue siendo su "punto débil".

Purito quiere esperar a que pase la crono de mañana para hacerse una composición de lugar respecto al resto de la carrera, las etapas montañosas, "aunque sin ningún final en alto", hasta Madrid. Ha adelantado que si, como espera que pueda ocurrir "entre los cuatro primeros", "hay pocas diferencias", los periodistas -les ha dicho- "tendréis que escribir bastantes páginas".

Lo que sí ve "imposible" es que Dumoulin solo le aventaje en "4 segundos", como ocurriera en la crono final de la Vuelta al País Vasco de este mismo 2015. "Aunque el que tiene la presión es él, que además es la primera vez que se ve en una situación así", ha añadido.