Ozil llega lanzado a Dortmund

deportes

| 24.04.2013 - 11:25 h
REDACCIÓN

El jugador del Real Madrid Mesut Ozil afronta el partido de la Liga de Campeones ante el Borussia de Dortmund en estado de gracia. Futbolista de elegancia clásica, zurda impecable.

El mediapunta alemán llegó siendo un estilista, un genio un poco disperso en el campo y fuera de él. Ahora ya no desprecia el sacrificio defensivo ni el trabajo físico que tanto le exigía su entrenador.

Una vez superada la irregularidad de la que algunos le acusaban, el jugador alemán se ha convertido en un jugador casi tan decisivo como lo pueden ser su compañero Cristiano Ronaldo o el azulgrana Leo Messi.

MUY MOTIVADO

El portugués marca los goles y Mesut pone la brillantez en el juego, aunque ahora, además, está encontrando el gol que reclama Pepe Mel que le falta para convertirse en un verdadero crack. Marcó dos tantos al Betis igual que había hecho con el Levante sólo una semana antes.

Es su mejor momento goleador y ya lleva ocho en la Liga. Es el primero en la lista del Pichichi del equipo por detrás de Cristiano, Higuaín y Benzema.

Özil es fundamental para el Real Madrid e insustituible para Mourinho. Más ahora que se acercan los momentos decisivos de la temporada

Tendrá una motivación extra. Jugará ante el Borussia a escasos 30 kilómetros de la casa en la que se crió, y por enfrentarse al que fue su principal rival en sus inicios como futbolista profesional en el Schalke.