Nadal supera un maratón con Karlovic en Shanghai

"Estoy arreglando mucho mi control de emociones"

deportes

| 14.10.2015 - 21:26 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Rafa Nadal superó un maratón de dos horas y 45 minutos ante el croata Ivo Karlovic para clasificarse para la tercera ronda del torneo de Shanghai (China), octavo y penúltimo Masters 1000 de la temporada.

El jugador balear tenía ante sí un duro estreno ante uno de los mejores cañoneros del circuito y que, como estaba previsto y decían sus anteriores enfrentamientos, plantó mucha batalla con sus armas, aunque el manacorí sacó adelante el partido en tres sets por 7-5, 6-7(4) y 7-6(4).

Fue un partido marcado por dos estilos diferentes y con un exnúmero uno del mundo que tuvo buenas sensaciones en la pista tanto en juego como a nivel mental. En el primer aspecto, destacó su drive, con el que firmó 26 de sus 39 golpes ganadores, mientras que en el segundo sobresalió la fortaleza mental para aguantar el reto que le planteó Karlovic, autor de 24 saques directos y que buscó con ahínco la red.

"ESTOY ARREGLANDO MUCHO MI CONTROL DE EMOCIONES"

"La semana pasada ya fue muy positiva, fui cada día a más. La realidad es que me siento jugando mejor, estoy trabajando mucho y creo que llevo meses haciéndolo. Ya lo dije en Pekín, todos los torneos son importantes, pero me lo tomo como un calentamiento para el año que viene", apuntó Nadal

En este sentido, añadió que su "objetivo es empezar 2016 con una energía diferente a la de este año". "Esta temporada no he controlado mis emociones en la pista, que era algo bueno de mi carrera y es algo que hace meses que estoy arreglando mucho. Hoy ha sido una prueba importante ganar en el 'tie-break' del tercer set. He jugado un desempate casi perfecto sin errores", repasó sobre su debut en Shanghai.

Además, el balear reconoció que "jugar con Karlovic y empezar break abajo en el primer juego es un jarrón de agua frío tremendo", sobre todo porque considera que jugador croata atesora "el mejor saque en la historia del tenis".

"Cada servicio suyo es un penalti. Te tiras a un lado y, si lo adivinas, además tiene que adivinar la altura y el golpeo. He hecho dos breaks seguidos en el primer set, pero después no he podido hacer ninguno más", destacó.