At. Madrid, la reivindicación del campeón

Ante el Real Madrid reivindicó sus posibilidades en la carrera por el título

Gabi: "Estamos a tres puntos del Barcelona y a cuatro del Real Madrid, pero vamos a trabajar por lo máximo".

deportes

| 09.02.2015 - 13:59 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

El Atlético de Madrid, el actual campeón de la Liga, reivindicó sus posibilidades en esta temporada, reafirmado en la carrera por el título, en la que retoma posiciones sin salirse del partido a partido, pero con la ambición de alcanzar "lo máximo", tras una demostración de autoridad en el derbi ante el Real Madrid.

"El año pasado decíamos que no íbamos a ser campeones, lo conseguimos, y este año vamos a seguir trabajando para conseguir lo máximo. Estamos a tres puntos del Barcelona y a cuatro del Real Madrid, pero vamos a trabajar por lo máximo", resumió su capitán, Gabi Fernández, nada más reengancharse a la lucha por el campeonato.

CANDIDATO AL TÍTULO

Eran 90 minutos fundamentales. Por el adversario, un Real Madrid al que ha vencido en cuatro de los seis derbis de este curso -los otros dos terminaron con empate-, y por la transcendencia del partido para su futuro en la Liga, porque una derrota, incluso un empate, habrían minimizado las opciones del conjunto rojiblanco.

El Atlético ganó en todo. Era indispensable para relanzar su candidatura a lo más alto de la clasificación, aún desde el tercer escalón del podio provisional. "Hasta que haya opciones pelearemos por todo. Lo tenemos bastante claro. Estamos otra vez en la pelea y lucharemos hasta el final", afirma el brasileño Guilherme Siqueira.

"Partido a partido y a seguir trabajando, como dice Simeone", valoró el francés Antoine Griezmann, incontestable y protagonista de las cuatro victorias consecutivas del Atlético, la mejor racha de toda esta temporada de Liga del conjunto rojiblanco, con doce goles a favor y sólo dos en contra desde que perdió en el Camp Nou.

A GOLPE DE VICTORIAS

Al 3-1 frente al Barcelona, su cuarta derrota en este curso de Liga, ha respondido con determinación y a golpe de triunfo en sus cuatro siguientes encuentros del torneo frente al Granada (2-0), el Rayo Vallecano (3-1), el Eibar (1-3) y el Real Madrid (4-0) para recuperar muchas de las sensaciones del curso pasado.

A estas alturas, con 22 jornadas disputadas, está dos posiciones más abajo en la tabla que la pasada temporada, ha ganado menos puntos (57 en 2013-14 por 50 de ahora), ha marcado nueve goles menos (56 por 47) y ha recibido seis más (20 por 14), pero su situación es muy similar a hace un año, incluso con la Liga aún más avanzada.

En la vigésimo sexta fecha, también después del derbi, un 2-2 en el estadio Vicente Calderón, el Atlético era tercero en la tabla, a dos puntos del Barcelona, segundo, y a tres del Real Madrid. Sólo uno más le separa ahora del liderato del equipo blanco, al que también le ha ganado la diferencia particular en sus enfrentamientos en caso de una hipotética igualdad a puntos en la clasificación.

"Seguimos diciendo lo mismo. Nuestra filosofía es ir partido a partido. No nos ponemos a pensar más allá de eso porque eso nos desviaría de nuestro trabajo", es el discurso que mantiene el entrenador argentino Diego Simeone, cuyo equipo tiene dos días libres, hoy y mañana, antes de preparar el choque ante el Celta.

Una nueva prueba para el Atlético, condicionado por las bajas para su visita del próximo domingo a Vigo. En Balaídos no estarán dos titulares indiscutibles: Koke Resurrección, con una rotura fibrilar, ni Arda Turan, sancionado por ciclo de cinco amarillas. Tampoco Raúl García, que también cumplirá partido de suspensión.