Final Four: El Real Madrid busca la final ante el Fenerbahçe

Laso: “Para nosotros es muy importante jugar en Madrid y ante nuestros aficionados”

Reyes: “Esperamos que el Palacio esté lleno de madridistas en la Final Four"

Obradovic: "A todo el mundo le gusta jugar en casa, dentro no hay presión"

Rudy Fernández ante el Fenerbahce

deportes

| 15.05.2015 - 08:55 h
REDACCIÓN

La experiencia del entrenador serbio Zeljko Obradovic, el más laureado en la historia de la Euroliga y último que llevó el trofeo europeo a las vitrinas del Real Madrid, se presenta como principal obstáculo para el Real Madrid, que este viernes (21.00 horas) disputa en el Barclaycard Center la segunda semifinal de su Final Four frente al Fenerbahce turco.

El palmarés de Obradovic asusta a todos los niveles, ya sea mirando el baloncesto de selecciones (dos platas olímpicas, campeón mundial y europeo con Yugoslavia) o de clubes, donde puede presumir de ser el técnico más laureado en la historia de la Copa de Europa, torneo que ha ganado ocho veces con cuatro equipos diferentes (Partizan Belgrado, Joventut, Real Madrid y Panathinaikos).

OBRADOVIC, EL PELIGRO

Durante su etapa en el club blanco (1994-97), el balcánico ganó la última Euroliga del club y, veinte años después, quiere seguir alargando la sequía blanca. En el banquillo rival topará con Pablo Laso, al que tuvo a sus órdenes como jugador, compartiendo ambos la Final Four de 1996, donde cayeron en semifinales ante el Barcelona.

Pero la veteranía del entrenador no es la única virtud de un Fenerbahce que afronta la Final Four con la ilusión del debutante. No confundir con inocencia, ya que en su plantilla dispone de talento y experiencia suficiente para convertirse en el primer club turco que conquista la Copa de Europa.

Pese a que llega a Madrid con el cartel de víctima, el equipo de Estambul ha ganado los mismos partidos que su rival en esta Euroliga (22) y ha encajado una derrota menos (5), ya que arrolló por la vía rápida al todavía vigente campeón, el Maccabi Tel Aviv, en la eliminatoria de cuartos de final (3-0).

Barcelona, Unicaja y Laboral Kutxa ya han caído esta temporada frente a un rival que atesora en su plantilla la versatilidad del exbaskonista Nemanja Bjelica, flamante MVP de la temporada regular y capaz de hacer daño desde cualquier parte del campo, o el desparpajo del escolta Bogdan Bogdanovic, nombrado mejor joven del torneo por segundo año consecutivo.

Sin embargo, el mayor peligro es Andrew Goudelock, escolta estadounidense que se ha hecho un hueco en Europa tras su paso testimonial por Los Angeles Lakers. 'MVP' de la Eurocup hace un año con el Unics Kazan, se ha convertido en el máximo anotador del Fenerbahce (16.4 puntos por partido) gracias a su efectividad en los tiros de tres (45.5%).

ANFITRIÓN, FAVORITO Y CON MUCHAS GANAS DE REDENCIÓN

Por contra, el club otomano llega sin una pieza importante como Ricky Hickman, que se rompió el tendón de Aquiles en marzo, para buscar la sorpresa ante un rival que parte como anfitrión, favorito y doblemente alimentado en sus ganas de revancha después de perder dos finales consecutivas.

El Olympiacos y el Maccabi Tel Aviv fueron los verdugos del Real Madrid en Londres'13 y Milán'14, respectivamente, y el equipo blanco, que ha vuelto a exhibir un baloncesto vertiginoso y muy atractivo para el espectador durante toda la temporada, sabe que no puede volver a fallar.

"El pasado no juega partidos", ha subrayado Laso en la presentación de la Final Four, dejando claro que su vista solo enfoca al presente y a la gran oportunidad que tiene su equipo de volver a reinar en Europa.

Tras un verano algo convulso en el que vio cómo el club no renovaba a sus técnicos ayudantes, el técnico ha logrado mantener el pulso competitivo de su equipo, que ha repetido títulos en la Supercopa y la Copa del Rey y ya ha asegurado el primer puesto de la clasificación a falta de dos jornadas para finalizar la Liga Endesa.

Además, su plantilla llega en perfectas condiciones, tras una temporada marcada por los problemas físicos, y con un sano equilibrio entre su juego exterior e interior, ya que Felipe Reyes, incluido en el quinteto titular de la Euroliga, y Gustavo Ayón han dado un paso adelante para arropar al perímetro, el principal arma de la plantilla.

Entre Rudy Fernández, Sergio Rodríguez, Sergio Llull y Jayce Carroll aseguran casi 45 puntos por partido, basando su efectividad en las transiciones vertiginosas que dirige el Chacho y en la hiperactividad del base de Mahón. Por su parte, el alero balear, MVP de febrero, ya ha superado sus molestias en la espalda y parece a punto para liderar el tercer asalto consecutivo al título.

En el balance particular entre ambos equipos, el Real Madrid domina por 9-3. Los dos últimos enfrentamientos datan de la primera fase en la temporada regular de la 2012/13, cuando el equipo español ganó tanto en Estambul (75-83) como en casa (77-61), buena racha que quiere perpetuar este viernes para mantener vivo el sueño europeo.

FICHA TÉCNICA:

REAL MADRID: Llull, Rudy Fernández, Rivers, Ayón y Reyes -posible cinco inicial-; Bourousis, Maciulis, Carroll, Nocioni, Rodríguez, Slaughter, Campazzo y Mejri

FENERBAHÇE ULKER: Zisis, Goudelock, Bogdanovic, Bjelica y Savas -posible cinco inicial-; Erden, Cetin, Vesely, Zoric, Preldzic, Mahmutoglou y Sipahi

ÁRBITROS: Christodoulou (GRE), Pukl (SLO) y Lottermoser (ALE)

PABELLÓN: Barclaycard Center

HORA: 21.00/Canal+1 y Canal