Federer y Serena arrollan; Ferrer y Bautista Agut pasan

Roger Federer

deportes

| 26.05.2013 - Actualizado: 23:57 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El suizo Roger Federer y la estadounidense Serena Williams iniciaron su participación en Roland Garros con contundentes victorias, en una jornada en la que dos españoles, David Ferrer y Roberto Bautista Agut, salieron airosos de sus partidos.

Quedó pendiente el duelo entre los también españoles Feliciano López y Marcel Granollers, que fue interrumpido hoy por falta de luz cuando el partido estaba empatado a dos sets.

Tras 2 horas y 56 minutos de juego, el partido que empezó ganando Granollers fue suspendido con un marcado de 7-5, 2-6, 6-4, 4-6.

Federer impidió que uno de ellos, quizás el más prometedor, Pablo Carreño-Busta, marcase en su raqueta una de las muescas que todo jugador persigue, ganar al hombre que más Grand Slam lleva en su palmarés, pero el de Basilea le destrozó por 6-2, 6-2 y 6-3 en 80 minutos.

Empeñado en la conquista de su 18º título grande, Federer, campeón en 2009, aceptó jugar en la jornada del primer domingo, algo que hace años le hubiera molestado, pero salió complacido de su actuación ante Carreño, 166º del mundo, que viene de la fase previa y que en su primer compromiso en el cuadro grande de un Grand Slam apenas mostró el gran tenis que atesora.

Carreño ha ganado esta temporada siete torneos 'Futures' y ha irrumpido en las semifinales del Abierto de Portugal.

Treinta y tres golpes ganadores y siete roturas bastaron para que el número dos del mundo dejase fuera de combate al joven español de 21 años y se situase a solo dos victorias de las 900 en su carrera, algo que solo cuatro jugadores han logrado ya: Jimmy Connors (1243), Ivan Lendl (1071) y Guillermo Vilas (924).

Con 55 victorias y 13 derrotas en París, y dos finales perdidas en 2006 y 2008 contra Rafael Nadal, y todo el protagonismo en esta edición para el español y el serbio Novak Djokovic, Federer bromeó sobre sus posibilidades de alzar este año la Copa de los Mosqueteros, teniendo en cuenta que en lo que va de temporada no ha ganado título alguno.

"¿Que si soy favorito o no?, no me importa", dijo, "porque eso me da más oportunidades de ganar el torneo. Hay que mantenerse concentrado y en lo que uno quiere y dejar que la tormenta pase".

Lo cierto es que el suizo acumula ya una década sin perder en la primera ronda de un Grand Slam. La última vez que le ocurrió fue en Roland Garros en 2003 ante el peruano Luis Horna. Desde entonces lleva 40 torneos sin hacerlo.

En la segunda jornada, Rafael Nadal debutará ante el alemán Daniel Brands, a la búsqueda del octavo título de Roland Garros, para convertirse en el primer jugador que gana ocho veces un grande.

Mientras, David Ferrer, superó con altibajos al australiano de origen bosnio Marinko Matosevic, 63º del mundo, por 6-4, 6-3 y 6-4, condenando a su rival a su novena derrota consecutiva en la primera ronda de un Grand Slam. Ferrer, semifinalista el pasado año, se impuso en una hora y 52 minutos para anotar su victoria número 16 este año en tierra.

También tuvo motivos para celebrar el castellonense Roberto Bautista Agut que ganó su primer partido en el cuadro grande de Roland Garros al vencer al luxemburgués Gilles Muller, por 6-3, 6-4 y 6-2 en una hora y 56 minutos. El español, finalista este año en Madras (India), se enfrentará en segunda ronda contra el francés Jeremy Chardy (25 favorito).

No tuvo tanta suerte Daniel Muñoz de la Nava, que en un duelo de jugadores provenientes de la fase previa, cayó ante el indio Somdev Devvarman por 6-3, 6-3 y 7-5. Devvarman, 182 del mundo, será el rival de Federer en la segunda ronda.

En el cuadro femenino, Serena Williams tuvo un comienzo arrollador al derrotar a la georgiana Anna Tatishvili por 6-0 y 6-1 en 51 minutos, y extender su racha de partidos consecutivos ganados a 25.

Ganadora esta temporada de cinco torneos, con recientes títulos en Madrid y Roma sobre tierra, Serena solo cometió 14 errores no forzados. Lleva ya ganados 85 de sus últimos 89 partidos, y con su victoria de hoy se olvidó de la derrota encajada ante la francesa Virginie Razzano el año pasado en primera ronda, la única en sus 50 intervenciones en Grand Slam.

Serena intenta ganar por segunda vez el Abierto de Francia, once años después de aquella victoria. Su próxima rival será la francesa Caroline Garcia, a la que el británico Andy Murray considera futura número uno del mundo. Tampoco falló la serbia Ana Ivanovic, campeona en 2008, que derrotó a la croata Petra Martic, 107 del mundo, por 6-1, 3-6 y 6-3.

Su hermana mayor Venus, 30ª del mundo, cayó en primera ronda ante la polaca Urszula Radwanska por 7-6(5), 6(4)-7 y 6-4.

Maria Sharapova, ganadora el pasado año, hará su debut mañana contra la taiwanesa Su-Wei Hsieh. La rusa ha ganado este año dos torneos, Indian Wells y Stuttgart, y llega tras caer ante Serena en la final de Madrid.

Además pasaron la italiana Sara Errani (5), finalista el pasado año, que se impuso a la holandesa Arantxa Rus, por 6-1 y 6-2 en 54 minutos, y las rusas Nadia Petrova (11) y Anastasia Pavlyuchenkova (19). En el cuadro masculino, el canadiense Milos Raonic (14), que trabaja ahora con el croata Ivan Ljubicic, tras su ruptura con el español Galo Blanco, se deshizo del belga Xavier Malisse por 6-1, 6-2, 4-6, 6-4.

Hubo un partido épico y quizás para recordar, en la victoria del el francés Gilles Simon (20) sobre el veterano australiano Lleyton Hewitt de 32 años, ex número uno del mundo. Un agotador maratón (3-6, 1-6, 6-4, 6-1, 7-5 en tres horas y diez minutos), en el que el de Adelaida acabó con ampollas en sus pies, y Simon ganó por primera vez un partido después de ceder los dos primeros sets.

"¿Si volveré"? no lo se, todavía no he pensado en eso", dijo Hewitt dubitativo, que abandonó París sin aclarar si fue su último partido en Roland Garros.