El Real Madrid lamenta las "declaraciones fuera de lugar" del alcalde de Vigo

Abel Caballero insistel: "El Madrid no estuvo a la altura; la seguridad no se discute"

Tebas: “El que dude del alcalde de Vigo que lo demande”

Berizzo: "Balaídos necesita una revisión haya sucedido esto o no"

deportes

| 07.02.2017 - 10:03 h
REDACCIÓN

El Real Madrid ha emitido un comunicado en el que lamenta y señala como "desafortunadas" las declaraciones del alcalde de Vigo, Abel Caballero, en las que aseguran que son acusados de despreciar las medidas de seguridad exigidas para la disputa del partido de LaLiga en Balaídos.

La suspensión del partido entre Celta de Vigo y Real Madrid a causa del temporal que dañó una parte del techado de Balaídos, sigue generando polémica después de las últimas declaraciones del alcalde de Vigo que han provocado la reacción del club madridista con un comunicado de tres puntos.

"DECLARACIONES FUERA DE LUGAR"

"El Real Madrid lamenta las desafortunadas declaraciones del alcalde de Vigo, Abel Caballero, en las que asegura que este club despreció las medidas de seguridad exigidas para la disputa del partido Celta de Vigo-Real Madrid", señala en el primer punto.

"Estas afirmaciones del alcalde no solo están fuera de lugar sino que son rotundamente falsas, porque el Real Madrid no ha cuestionado en ningún momento las medidas de seguridad establecidas en el estadio de Balaídos", añadió. El conjunto madridista cierra su comunicado explicando todo lo ocurrido desde que conoció la posibilidad de la suspensión del partido.

"El Real Madrid quiere dejar muy claro que, tras conocerse la posibilidad de suspenderse el partido, con más de 30 horas de antelación, propuso a la Liga de Fútbol Profesional tres alternativas: primera, que se estudiara la posible reparación de la cubierta del estadio dañada; segunda, la posibilidad del cierre de la grada afectada; y tercera, si las dos anteriores no eran posibles, estudiar la designación de otro estadio cercano para la disputa del partido".

"Estas propuestas buscaban evitar que la suspensión del partido perjudicase a las cuatro competiciones, por el efecto dominó existente entre ellas, así como los enormes perjuicios económicos producidos en todas las televisiones del mundo y que tendrán su repercusión en los próximos concursos de la venta de los derechos de televisión", concluye.

ABEL CABALLERO: "EL MADRID NO ESTUVO A LA ALTURA"

El alcalde de Vigo, Abel Caballero, ha lamentado que el Real Madrid no haya estado "a la altura de las circunstancias" en relación a la suspensión del partido del domingo contra el Celta en Balaídos, por cuanto "cuando se habla de seguridad, no se discute", ha argumentado.

Caballero ha atacado en rueda de prensa al Real Madrid por ejercer "presión a través de los medios" y por utilizar "mecanismos impropios de un club de fútbol para tratar de jugar ese partido, que era imposible por cuestiones de seguridad".

Ha dicho que esperaba que la entidad blanca "cooperase" ante la decisión que tomó de aplazar el encuentro por los desperfectos causados por el temporal en la grada de Río, cuyos trabajos de reparación comenzarán hoy con vistas a recibir al Shakhtar en la eliminatoria de la Europa League "con el 100% de seguridad".

"No sé si estarán enfadados porque los eliminamos de la Copa", ha dicho Caballero con sorna, para a continuación recuperar la solemnidad y proclamar que "cuando se habla de seguridad no conviene discutir nunca".

TEBAS: "EL QUE DUDE DEL ALCALDE DE VIGO QUE LO DEMANDE"

El presidente de LaLiga, Javier Tebas, en declarciones al diario As, ha señalado que "respeto y acato su decisión, que además viene avalada por informes técnicos. Había riesgo para el público, para los jugadores. El alcalde dijo que jugar era una temeridad y punto. Abel Caballero dijo que no se podía jugar el partido y dio sus motivos. Quien tenga dudas sobre la decisión del alcalde puede demandarle por prevaricación".

"Una vez que se desató la crisis no sólo me llamó el Real Madrid, también el Celta y el Alavés. El Madrid quería tener la seguridad de que no era posible jugar el partido de Liga. Le preocupaba el encaje del partido en el calendario si era aplazado, como así fue. El Celta y el Alavés también estaban afectados y preocupados. Pero fue una autoridad pública, el alcalde Caballero, quien tomó la decisión y había que acatarla. Los partidos de Riazor y Balaídos se tuvieron que suspender por causa de fuerza mayor", agregó.

BERIZZO: "BALAÍDOS NECESITA UNA REVISIÓN HAYA SUCEDIDO ESTO O NO"

El entrenador del Celta, Eduardo Berizzo, ha reclamado que "Balaídos necesita una revisión haya sucedido esto o no", en referencia a la caída de una cubierta en la grada, porque los aficionados se merecen "un estadio completamente seguro y confortable", añadiendo que el partido del pasado domingo ante el Real Madrid "se hubiera suspendido contra cualquier rival porque corría riesgo la integridad de los espectadores".

"Debemos tener un estadio acorde a nuestros aficionados, esa es mi conclusión final. Quisiera reflexionar sobre Balaídos, que me parece que necesita una revisión haya sucedido esto o no. Quisiera enfocarme en el aficionado, en la protección del celtista. En eso sí creo que nos deberían haber hecho reflexionar", avisó.