El Rayo piensa en Europa frente a un Valladolid en horas bajas

deportes

| 23.02.2013 - 15:59 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El Rayo, que acumula cuatro victorias consecutivas en Vallecas, quiere dar un paso más hacía la permanencia matemática mientras se ilusiona con Europa frente al Valladolid, que, situado en mitad de tabla, afronta este encuentro después de cuatro partidos sin conocer la victoria.

El conjunto franjirrojo, pese a la derrota de la pasada jornada en el estadio Santiago Bernabéu frente al Real Madrid (2-0), llega a este partido en el mejor momento de la temporada, transmitiendo buenas sensaciones con un estilo de juego ofensivo y valiente que se está reflejando en una buena dinámica de resultados, con cuatro victorias consecutivas en casa frente a Levante, Getafe, Betis y Atlético de Madrid.

Para este encuentro, el técnico rayista Paco Jémez, que cumplirá sentado en la grada el segundo partido de sanción tras su expulsión frente al Atlético, contará con la baja obligada por sanción del guineano Lass Bangoura, a quién sustituirá en el once José Carlos Fernández, que regresará a la titularidad después de dos jornadas en el banquillo.

La otra novedad estará en la defensa, puesto que según confirmó Jémez en rueda de prensa Jordi Amat, tras un partido en el banquillo, volverá a formar pareja en el centro de la zaga con Alejandro Gálvez. El resto del equipo será el mismo que saltó al césped del Santiago Bernabéu la pasada jornada, con el brasileño Leo Baptistao como máxima referencia ofensiva.

El Real Valladolid tiene como objetivo de volver a sumar tres puntos tras cuatro encuentros consecutivos sin hacerlo, probablemente a través del balón en largo si no logra recuperar su juego de toque.

La elaboración a ras de hierba que intenta proponer el conjunto vallisoletano en cada envite ha sufrido un cierto atasco en los últimos encuentros ante Real Betis y Atlético de Madrid, de ahí que el técnico blanquivioleta, Miroslav Djukic, haya ensayado esta semana con el angoleño Mateus Alberto Contreiras "Manucho" en la lanza de ataque.

Es consciente de que el equipo viene sufriendo cuando se le aprieta la salida de balón y, por ello, no desdeña acudir al balón en largo ante contrincantes como el de este domingo, que presionan con ímpetu e intensidad, más aún en un campo más pequeño como es Vallecas.

Cuestión de inteligencia táctica e interpretación del partido, señaló recientemente el serbio, quien ha rechazado excusarse en un bajón para explicar los últimos resultados y aleja cualquier tipo de preocupación ante los mismos.

El colchón de diez puntos que tiene sobre la zona de descenso permite que el Real Valladolid mantenga la tranquilidad y la confianza en su fútbol que viene desarrollando.

Djukic puede finalmente contar con el media punta Óscar González, después de estar renqueante durante la semana por diversas molestias en la espalda.