El Getafe no era colista desde 2004

Encadena trece partidos sin ganar

Pedro León

deportes

| 18.04.2016 - 10:02 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El Getafe, tras su derrota ante el Real Madrid y la victoria del Levante frente al Espanyol, ha pasado a ser el nuevo colista de la categoría con 28 puntos, un puesto que solo había ocupado en Primera una vez en su historia, en septiembre de 2004. Once años y medio después, el Getafe se ha vuelto a situar colista de Primera, aunque entre aquella vez y la actual hay algunas diferencias, principalmente por el tramo de competición.

En 2004, ese puesto lo ocupó en septiembre, en la tercera jornada, tras un arranque de campaña malo en el que contó sus tres primeros partidos en la categoría por derrotas. Al cuarto, una victoria frente al Espanyol le permitió despegar para realizar una buena temporada de debut y finalizar decimotercero con 47 puntos.

SITUACIÓN ALARMANTE

En la actual, a falta de cinco jornadas para acabar el campeonato, la situación es alarmante porque el equipo encadena trece partidos sin ganar. Suma 28 puntos, tiene la diferencia de goles perdida con sus rivales por la permanencia y se ha situado como colista siendo el que menos marca de la competición.

A estas alturas de campeonato, disputadas 33 jornadas, el Getafe nunca había estado tan abajo en la clasificación y solo en una ocasión, en la temporada 2013/2014, llegó a estas alturas en descenso. Fue en el puesto decimoctavo, con Cosmin Contra de entrenador, que poco antes relevó a Luis García Plaza en el banquillo debido a una racha de quince partidos consecutivos sin ganar.

ESNÁIDER, LA ESPERANZA

Esa campaña el Getafe se salvó, pero sumaba 31 puntos a estas alturas, tres más que los actuales. Se encuentra uno por debajo del Sporting, decimoctavo clasificado, y a dos del Granada, decimoséptimo.

La llegada hace una semana de Juan Eduardo Esnáider al banquillo, en sustitución del destituido Fran Escribá, es la apuesta de Ángel Torres para revertir la situación y guiar al equipo a la salvación. Por delante, al Getafe le queda medirse a domicilio a Real Sociedad, Deportivo y Betis, y recibir a Valencia y Sporting de Gijón.

Las cuentas que se echan en el club son que para salvarse hay que ganar mínimo tres partidos. El objetivo es complicado porque el tiempo y la presión juegan en su contra, pero plantilla, cuerpo técnico y presidente confían en el milagro.

"Quedan cinco jornadas en las que debemos sacar nueve o diez puntos y cuanto antes mejor, porque hay margen para la permanencia. En diciembre tuvimos una racha de seis partidos sin perder y esperamos pillar ahora esa racha. Debemos ganar los partidos de casa y, luego, sacar dos o tres puntos fuera que nos den la permanencia", dijo Ángel Torres tras el último encuentro.