El Barcelona ganó en Alicante y el Sevilla empató en Riazor

deportes

| 30.01.2011 - 10:47 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

El FC Barcelona tuvo que esforzarse para lograr la victoria ante el Hércules en el Rico Pérez (0-3) gracias a un gol de Pedro y dos de Messi, en un partido correspondiente a la jornada 21 en la Liga BBVA, que mantiene el sólido liderato culé y que vuelve a comprometer la actuación del Real Madrid este domingo.

El Barça se desquitó de su derrota ante los alicantinos de la primera vuelta. Los de Pep Guardiola, en un buen encuentro, echaron por tierra aquellas etiquetas de 'bestia negra' y mandó un nuevo aviso al equipo de José Mourinho, obligado a ganar en Pamplona si quiere seguir las huellas de los azulgrana.

La primera ocasión para el Barcelona nació en las botas de Messi, que a punto estuvo de aprovechar un mal despeje de la defensa del Hércules. El disparo lejano del argentino se marchó ajustado al palo derecho de la portería alicantina. Pedro tuvo otra oportunidad poco después, pero su lanzamiento se fue por encima del larguero. Eran los primeros minutos y el Barça acorralaba a los de Esteban Vigo en su área.

Sin embargo, los herculanos pusieron sus cartas sobre la mesa con dos ocasiones seguidas. Primero, sin demasiado peligro para la portería de Valdés y, después, con un fallo de Trezeguet que, solo ante la portería azulgrana, mandó fuera el esférico.

Aunque el Barcelona continuó haciendo su juego y acercándose al área del Hércules, la noticia a los cuarenta minutos era que los de Guardiola no habían sido capaces de marcar todavía. Incluso los alicantinos pusieron en pie a su público con alguna ocasión más en la primera parte.

Pero Pedro no permitió que el Barça se fuera al descanso sin hacer gol. El tinerfeño recibió un pase de Xavi desde la frontal y puso el 0-1 en Alicante anotando su duodécimo tanto en Liga. Es la sexta jornada consecutiva que ve portería el jugador barcelonista.

En la reanudación, fue incesante el asedio del Barça. Villa lo intentó desde lejos al igual que Xavi, quien tampoco acertó en la meta de Calatayud. El Hércules continuó con su esfuerzo, pero era cuestión de minutos que el marcador engordase a favor de los visitantes.

El Hércules siguió plantando cara hasta que se quedó con diez por expulsión de Farinós, que vio la segunda amarilla por una dura entrada sobre Busquets en el centro del campo. Faltaban entonces cinco minutos para el final, suficientes para que Messi marcara su habitual gol. El argentino encajó en la escuadra de la portería alicantina un balón cruzado ajustado al palo.

Ahí se acabó el partido para el Hércules, que vio cómo Messi hacía el tercero culminando una jugada de toque azulgrana, típica de los de Guardiola. El Barça continúa líder, con siete puntos por encima del Real Madrid, que tiene que visitar este domingo a Osasuna.

DEPORTIVO Y SEVILLA, PARTIDO DE LOCOS.

Por otro lado, el Deportivo de la Coruña y el Sevilla se repartieron los puntos (3-3) en un alocado partido que no tuvo ni pies ni cabeza. Los gallegos, que evitaron la que hubiera sido su sexta derrota consecutiva, se llevaron un punto gracias a un polémico gol de Laure a un minuto del final.

Antes de todo, el conjunto de Lotina se adelantó gracias a dos tantos de Lassad. El delantero franco-tunecino inauguró la cuenta al cuarto de hora con un disparo soberbio. El ariete deportivista amplió la renta con el segundo, al minuto 60. Circunstancia que no hundió al Sevilla, que incluso se quedó con diez por expulsión de Palop.

El meta internacional tocó la pelota con la mano fuera del área y el Depor afrontó la recta final con una renta jugosa como para sufrir por la victoria. Sin embargo, la reacción visitante fue encomiable y entre la suerte y el juego directo el Sevilla levantó el choque.

Primero fue Negredo en un rechace afortunado (min.63), después fue Escudé tras un error de Aranzubía y el tercero lo marcó nuevamente Negredo después de recibir un excelente pase de Zokora. Una situación que descolocó a los locales y que cambiaba el gesto de la cara de Gregorio Manzano.

Finalmente el Deportivo encontró su premio gracias al tanto de Laure en los últimos instantes. La entrada de Valerón al campo mejoró al cuadro blanquiazul y pudo empatar antes del final. El linier levantó el banderín, pero Ayza Gámez dio validez a la jugada al considerar que no estaba en posición antirreglamentaria. Un empate que hace justicia y que deja iguales a unos y a otros.

ZARAGOZA REMONTA EN MÁLAGA Y SPORTING GOLEA EN MALLORCA

Por su parte, el Zaragoza remontó en Málaga (1-2) cuando el partido parecía abocado al reparto de puntos. Fueron los locales los que se adelantaron por medio de Duda, que se quedó solo y marcó tras una jugada de Mtiliga por la izquierda. Poco después, el propio Duda mandó al palo el que pudo haber sido su segundo gol.

El empate del Zaragoza llegó a raíz de una falta en el lateral del área malaguista, con una mala salida de Asenjo que Bertolo aprovechó y remató a gol. Cuando el partido expiraba, Sinama se quedó solo ante Asenjo, que otra vez realizó una media salida, y cruzó el balón a portería tras hacer un recorte a Hélder.

Además, el Sporting de Gijón sorprendió al Mallorca en su estadio y lo acabó goleando por 0-4, fruto de la superioridad en el juego mostrada por los de Manuel Preciado. Marcó Diego Castro para el Sporting a los tres minutos, tras un centro desde la derecha de Lora y una mala salida de Aouate.

Canella hizo el segundo con la ayuda del defensa Kevin, que tocó el balón antes de que éste entrara en la portería bermellona. El tercero lo firmó André Castro, nada más saltar al césped y Nacho Novo puso el cuarto y definitivo tanto en el marcador a cuatro minutos para el final.

Por su parte, el encuentro entre Levante y Getafe se resolvió con un 2-0 para los de Luis García, que hicieron su primer tanto nada más reanudarse el partido en la segunda mitad. Un centro de Juanlu desde la izquierda, que Caicedo llegó a tocar, fue aprovechado por Valdo para perforar la portería de Ustari. Poco después Caicedo firmó el segundo y definitivo.

La Real Sociedad, por su parte, venció en Anoeta al Almería (2-0) con goles de Ansotegi y Raúl Tamudo. El primero puso por delante a los donostiarras a falta de tan sólo unos segundos para el final de la primera parte. Ya en la segunda mitad, Tamudo puso el 2-0 empujando un balón en el área tras recibir un centro desde la banda.