El Atlético adolece de motivación y logra un triste empate

Los rojiblancos pasan a octavos de la Copa del Rey ante el Universidad de Las Palmas

Evitaron la derrota en el tramo final del partido

Un duelo decepcionante del equipo rojiblanco, en inferioridad numérica desde el minuto 40

deportes

| 11.11.2010 - Actualizado: 08:44 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Consiguieron el empate con un gol de Fran Mérida, que estableció el definitivo 1-1, en un encuentro de vuelta que no tuvo nada que ver con el de hace dos semanas en Gran Canaria, por el once, repleto de suplentes habituales; por la resistencia de su rival, mucho más intenso y mejor posicionado; y por las dificultades del Atlético.

No alteró la clasificación del equipo rojiblanco, porque ya estaba resuelta desde el duelo de ida (0-5), por lo que Quique Sánchez Flores dio descanso a la mayoría de sus titulares, como el argentino 'Kun' Agüero, el uruguayo Diego Forlán, los portugueses Simao Sabrosa y Tiago Mendes, José Antonio Reyes, David de Gea, Álvaro Domínguez y el checo Tomas Ujfalusi.

Era un partido sin incertidumbre sobre el desenlace de la eliminatoria, pero una buena oportunidad para ver a canteranos como el defensa Jorge Pulido o los centrocampistas Alberto Perea o Koke y para dar minutos a futbolistas como Ignacio Camacho, Juanito Gutiérrez o el guardameta Joel Robles, suplentes habituales.

Pero el Atlético vivió esta noche un encuentro mucho más incómodo que hace dos semanas en Las Palmas. Nunca fue capaz de imponer su superioridad, hoy sólo teórica durante muchos minutos, sobre un Universidad con alta intensidad, que peleó cada balón y que presentó su colocación como principal argumento para frenar a su oponente.

Le bastó durante buena parte del duelo para frenar al conjunto rojiblanco, con oportunidades contadas sobre la portería de Li, y para tomar una sorprendente ventaja en el marcador en su primera ocasión del choque, en el minuto 18, un pase entre la defensa que Aridane culminó por raso en el 0-1 ante la salida de Joel Robles.

No encontró el Atlético las vías para llegar al área contraria. En todo el primer tiempo apenas protagonizó tres disparos, el más peligroso de Koke y despejado por Li, y un cabezazo de Raúl García tras un saque de esquina, demasiado poco para poner en apuros reales a su rival, dos categorías por debajo del equipo madrileño.

El partido, incluso, empeoró aún más para los rojiblancos antes del descanso, cuando el brasileño Diego Costa fue expulsado con roja directa por una supuesta agresión a un contrario, un contratiempo que añadir a la decepcionante primera parte local, cerrada con 0-1 en contra y sin noticias positivas en su juego ni en sus ocasiones.

Así encaró el Atlético el segundo tiempo, con Fran Mérida, un centrocampista ofensivo, como único delantero y con la necesidad de de dar la vuelta al encuentro, por el momento camino de una derrota irrelevante para su clasificación, pero preocupante para las sensaciones del equipo, a pesar de jugar hoy sin sus titulares.

La evitó el equipo rojiblanco, que mejoró su imagen de los primeros 45 minutos, con el empate de Fran Mérida de disparo desde fuera del área (1-1, m. 73), en el tramo final de un encuentro que pudo ganar cualquiera de los dos en los instantes finales, con tres ocasiones claras del Atlético y otra del Universidad de Las Palmas.