El atleta español Sergio Sánchez: "Me da vergüenza vestir la camiseta de España"

La RFEA abre expediente informativo a Sergio Sánchez

deportes

| 01.04.2011 - 16:17 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

El atleta español Sergio Sánchez, subcampeón mundial de 3.000 metros en pista cubierta en el pasado Mundial de Catar, ha asegurado que le da "vergüenza vestir la camiseta de España" y que espera ganar una medalla olímpica en los próximos Juegos Olímpicos para propinar "un tortazo" con ella a Jaime Lissavetzky.

"Me da vergüenza vestir la camiseta de la selección española, soy Sergio Sánchez, tengo un currículum, tengo un palmares, en Estados Unidos soy capaz de llenar doscientas páginas en un foro y ahora mismo presentarme a una competición internacional con la camiseta de la selección española dañaría mi imagen", lamentó Sánchez en declaraciones a Radio Cantabria recogidas por Europa Press.

"La vergüenza que es este país" provoca que el atleta leonés se esté "planteando volver a competir con la camiseta de la selección española" de cara a los Mundiales de Daegu (Corea del Sur) que se celebrarán el próximo verano.

La RFEA abre expediente informativo a Sergio Sánchez

La Real Federación Española de Atletismo (RFEA) ha abierto expediente informativo al fondista Sergio Sánchez por sus declaraciones en una emisora de radio contra el ya ex secretario de Estado para el Deporte, Jaime Lissavetzky, según informa en un comunicado.

El leonés no dudó en asegurar que si gana una medalla olímpica "daría un tortazo" con ella a Lissavetzky, al tiempo que criticó el hecho de no tener beca ADO, y aseguró que debido a la absolución de Alemayehu Bezabeh por su presunta implicación en la 'operación Galgo' está meditando no defender a la selección nacional en el Mundial de este verano en Daegu.

"La Real Federación Española de Atletismo ha solicitado a su Comité de Disciplina, la apertura de un expediente informativo al atleta leonés, con objeto de estudiar y valorar si dichas declaraciones son constitutivas de infracción de su reglamento disciplinario", reza el comunicado.

"Los que mandan son los primeros que tendrían que ser castigados. Soy subcampeón mundial, tengo dos récords de Europa y no tengo una beca ADO. Mucha gente involucrada en la Operación Galgo tiene beca ADO. ¿Con qué ilusión me voy a poner la camiseta de la selección española? Con ninguna porque no confían en mi para los próximos Juegos Olimpicos", aseguró Sánchez, especialmente crítico con Lissavetzky.

"Solo espero ganar una medalla olímpica y que me venga Jaime Lissavetzky a darme la mano y a felicitarme. Entonces le pegaré un tortazo con la medalla en toda la cara, 'poum', y le diré 'todo esto lo he conseguido gracias a la ayuda de mierda que me has dado, que es nada. Aquí tienes la medalla olímpica de un español nacido en España, blanco como la leche'", advirtió.

Sánchez acusó a Lisaavetzky, que este mismo viernes cesa como secretario de Estado para el Deporte, de no haberle apoyado a él y sí a otros atletas como Alemayehu Bezabeh, que le "ha salido rana" después de haber "sido pillado con una transfusión en la vena".

"El año pasado cuando Bezabeh quedó campeón de Europa de campo a través fue recibido en el CSD como un auténtico rey, cuando Ruth Beitia, Natalia Rodríguez y Sergio Sánchez ganamos medalla en el Mundial en pista cubierta, que tiene más mérito que luchar en los Europeos, no nos recibió nadie. ¿Por qué? Porque es todo política, a nosotros no nos habían nacionalizado en tres meses", abundó.

El leonés cree que no se reconoció su éxito en Catar porque "no era una medalla de Jaime Lissavetzky", en contraste con el triunfo en el Europeo de Cross de Bezabeh

"Ahora sales Jaime Lissavetzky, das la cara y dices que a este tío lo nacionalizaste tú y que haces un año le estabas colgando medallas porque había sido campeón de Europa de cross. No cojas, escondas la cabeza y digas que Bezabeh no sabía español y que no sabía nada de lo que estaba haciendo", zanjó Sánchez.