Edurne Pasaban, "dolida" por las palabras de Oiarzábal y Carlos Soria

deportes

| 03.06.2011 - Actualizado: 16:19 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La alpinista española Edurne Pasabán aseguró sentirse "dolida y alucinada" por "todo el daño que se está haciendo" al deporte y al alpinismo español, a raíz de las duras declaraciones de su homólogo Juanito Oiarzábal contra la montañera guipuzcoana, así como por el hecho de que "se hable así" de la gente que quiere.

"Estoy dolida y alucinada, no por las declaraciones sino por todo el daño que hace a los que están a nuestro alrededor", reconoció. "Me duele que se hable así de la gente que quiero", lamentó en una rueda de prensa concedida en el aeropuerto de Barajas.

En palabras de la propia protagonista, la expedición 'Everest sin O2' regresó a España sin culminar el desafío '14+1', que consistía en alcanzar la cima de la mítica montaña sin oxígeno, después de 42 días "de un trabajo duro" y de "una buena adaptación" al clima. Los motivos decisivos fueron el mal tiempo y el fuerte viento reinante en la zona.

La montañera vasca quiso dejar claro en cualquier caso que el rescate a Juanito Oiarzábal y del montañero andaluz 'Lolo' González en el Everest "no es excusa" para no haber podido completar el reto de atacar la cumbre sin oxígeno.

"De ninguna manera abandono el reto por el rescate, ha sido más por una cuestión de cansancio físico y psicológico, por la tensión vivida a lo que se suma un parte meteorológico adverso", aclaró. "Necesitábamos cuatro días para llegar al collado y no había tiempo hábil", prosiguió.

Sin embargo, subrayó que lo ocurrido estos días le produce "dolor". "El deporte y la montaña no son así, estamos dando una imagen muy mala y las cosas no se hacen de esta manera", manifestó. "El deporte transmite unos valores muy diferentes a los que en estos días se están transmitiendo en la prensa", añadió.

"AHORA HAY GENTE QUE SE VA A PENSAR LAS COSAS EN EL HIMALAYA"

Pasabán aclaró que ella y su equipo pasaron 48 horas "coordinando el rescate" y advirtió de que si no llegan a pedir "un favor" a otros expedicionarios podría haberse producido una desgracia. "No sé que hubiera pasado", aseveró.

"Esto que ha pasado está haciendo mucho daño al alpinismo español y es una pena porque los expedicionarios españoles no estamos bien vistos porque dicen que siempre armamos follones. Es verdad que ahora en el Himalaya hay gente que se va a pensar las cosas", agregó.

La tolosarra reiteró que hizo "lo que había que hacer" en el rescate de 'Lolo' González, que se perdió en el descenso del Lhotse, y después del propio Oiarzabal, que vivió una "dura bajada de la cumbre por falta de alimentación e hidratación".

"Te recomiendo que vayas al Himalaya y veas lo que es", contestó Pasaban al ser preguntada sobre si actuó correctamente en la operación de rescate de estos alpinistas y si hizo todo lo que estaba en sus manos. A pesar de ello, y para finalizar reconoció que seguramente "no habían planificado bien la ascensión"