Casillas rechaza obsesionarse con el Barça

deportes

| 25.08.2010 - Actualizado: 18:12 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El capitán del Real Madrid, Íker Casillas, ha llamado hoy en Navaluenga (Ávila) a confiar en una "plantilla joven", al mismo tiempo que ha rechazado la posibilidad de "obsesionarse con el Barcelona".

Casillas ha hecho estas declaraciones a los periodistas durante la visita efectuada a la Colonia Infantil Venero Claro, donde 120 chavales de toda España y algunos del extranjero -uno de México y dos de Angola- participan en el VII Campus que lleva el nombre del guardameta.

Tras someterse a las preguntas de algunos de estos jóvenes de entre 7 y 14 años y de estampar su firma en camisetas, guantes y espinilleras de todos ellos, el portero ha respondido a las preguntas de los informadores, haciendo un llamamiento a la "confianza" que debe de haber un una "plantilla joven".

"Hay que confiar en esta plantilla, porque es joven y seguramente, cuando tenga sus momentos de madurez, va a tener los resultados que todos quieren", ha argumentado, después de apuntar que ahora "comienza un tiempo para empezar a ilusionar a la gente" a partir del próximo fin de semana en Mallorca.

En este contexto, ha admitido que "tanto cambio -en la plantilla- se nota", si bien ha sostenido que "hay que acomodar a la gente nueva", algo para lo que el entrenador Jose Mourinho "apenas ha tenido tiempo para contar con todos" los jugadores, "entre selecciones, viajes y los que se han incorporado poco a poco".

Respecto al nuevo delantero que reclama el técnico portugués, Íker Casillas ha dicho que él no es el entrenador, pero que si Mourinho lo solicita, "sus motivos tendrá", ya que es él quien "mejor tiene que hacer esta plantilla, para poder enfrentarse a todos los equipos y afrontar las tres competiciones".

Preguntado sobre si el Real Madrid está preparado para hacer sombra al Barcelona, Casillas ha respondido: "Tampoco tenemos que obsesionarnos con el Barça. Sabemos que es un equipo formado y hecho, que lleva jugando algún tiempo, pero nosotros tenemos que encontrar nuestra forma de jugar".

En este sentido, ha insistido en que se queda con "la ilusión de un equipo joven, que intentará buscar, cuanto antes, la manera de jugar al fútbol".

Íker Casillas no ha querido vaticinar con cuántos puntos se ganará la próxima Liga, teniendo en cuenta que en la pasada el Real Madrid no la ganó con 96, por lo que ha apostado por "ganar todos los partidos posibles y más que el resto".

Sobre si está asustado por la competencia en la portería de Khedira y Sergio Ramos, a los que el entrenador ha preparado como sustitutos en caso de expulsión de Casillas, el guardameta ha dicho irónicamente que "sí", antes de mostrarse "sorprendido" por el hecho de que el técnico lo tenga "todo preparado y pensado".

Asimismo, ha elogiado el trabajo del entrenador de porteros, Silvino Louro, y no se ha atrevido a decir si Özil o Canales se parecen más a Guti, a quien, junto a Raúl, le ha deseado todo lo mejor en sus nuevos equipos, donde "se alegrarán de los éxitos del Real Madrid.

Los 120 chavales del Campus disfrutan de numerosas actividades deportivas desde el pasado domingo hasta el próximo 29 de agosto, en este complejo que depende de Caja de Ávila y del que los alumnos saldrán mañana para visitar el estadio Santiago Bernabéu.

Este campus ha contribuido a la mejora de las instalaciones deportivas de Navalacruz, localidad abulense a la que Casillas se encuentra especialmente vinculado -sus padres y abuelos son de allí y se está construyendo una casa- y que el próximo lunes le nombrará Hijo Predilecto.