Bleeckere rechaza responder a Mourinho y espera que se hable sólo de fútbol

El árbitro belga Frank de Bleeckere

deportes

| 03.05.2011 - 15:53 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El árbitro belga Frank de Bleeckere, que pitará hoy la semifinal de la Liga de Campeones entre el F.C. Barcelona y el Real Madrid, ha rechazado responder a las declaraciones del entrenador blanco, José Mourinho, y ha asegurado que intentará que "se hable sólo de fútbol".

En una entrevista en el diario belga 'Le Soir', de Bleeckeere ha preferido responder con un "'no comment' de circunstancias" a las palabras de Mourinho, quien lo acusó de haber favorecido al Barcelona en la vuelta de la semifinal del año pasado entre el conjunto catalán y el Inter de Milán, dirigido entonces por el técnico portugués.

En una decisión muy criticada por Mourinho, el árbitro belga expulsó al interista Thiago Motta en la primera parte del encuentro que ganó el Barcelona por 1-0, si bien el resultado de la ida, de 3-1, dio el pase a la final a los italianos.

"Cuando uno es árbitro de alto nivel debe aceptar vivir con la crítica, tanto positiva como negativa. No sirve de nada polemizar", ha declarado De Bleeckere.

Sobre los días previos al partido, con denuncias cruzadas de ambos clubes ante la UEFA y acusaciones de juego sucio, el colegiado flamenco es consciente de que el encuentro llega con el ambiente muy tenso.

"Evidentemente sé lo que ha pasado, pero no debo tenerlo en cuenta absolutamente para nada", ha señalado.

"Cada partido tiene su historia y, junto a mis asistentes, debo hacer todo cuanto esté en mis manos para conseguir que sólo se hable de fútbol", ha añadido el árbitro.

De Bleeckere, que dejará el arbitraje a finales de este año, ha considerado la oportunidad de dirigir el Clásico como "un regalo caído del cielo" en la recta final de su carrera.

Sobre la posibilidad de arbitrar la final, el colegiado ha afirmado que era "un sueño", pero que un Barça-Madrid en semifinales supone "más que una consolación", ya que estará entre "los tres mejores recuerdos" de su carrera.

"Estoy extremadamente satisfecho de haber sido elegido e intentaré mostrarme digno del partido, es (un encuentro) increíble", ha afirmado.