88-101. El Real Madrid gana en Milán de la mano de Randolph

Laso: "Estoy feliz porque no es fácil ganar en Milán"

Randolph (20 ptos) y 14 rebotes), Llull (18 ptos y 6 rebotes) y Hunter (18 ptos y 5 rebotes), líderes de la victoria blanca

Randolph: “Jugamos bien en defensa y logramos una victoria de todo el equipo”

Hunter: “La clave ha sido la defensa”

deportes

| 28.10.2016 - Actualizado: 16:02 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Liderado por un gran Anthony Randolph, que sumó 20 puntos y capturó 14 rebotes, el Real Madrid recuperó la solidez en la Euroliga y se recompuso de su primera derrota europea con una victoria de calidad en la difícil pista del Emporio Armani Milán (88-101).

Al contrario que le ocurrió el martes ante el Baskonia, los blancos comenzaron más concentrados y golpearon primero gracias a la buena muñeca de Anthony Randolph y a varias acciones defensivas que le permitieron imprimir velocidad a su juego, aunque los milaneses se mantenían al acecho en el marcador en esos primeros minutos.

FLUIDEZ OFENSIVA

Sendos triples de Llull y Carroll significaron el primer despegue madridista con cinco puntos de renta, que subieron a seis al final de un primer cuarto en el que se impuso en todo momento la fluidez ofensiva de los hombres de Pablo Laso (20-26).

Un parcial de 5-0 culminado por otro triple del escolta estadounidense elevó la desventaja local a once puntos y obligó a Jasmin Repesa a pedir un rápido tiempo muerto en busca de soluciones para frenar la producción ofensiva blanca.

Los italianos, con una sola canasta en 3.30 minutos, sellaron su zona como primer paso para emprender la remontada, aunque la buena mano de Carroll y los puntos de Llull se lo impedían en el ecuador del segundo acto. Hunter se sumó a la fiesta con sus rebotes ofensivos y la diferencia se fue a los quince puntos a 3.18 del descanso (32-47).

SOLIDEZ DEFENSIVA

La solidez madridista y su mayor acierto ante el aro rival -con un 71 por ciento de acierto en tiros de dos y 7 triples en 18 intentos en la primera mitad- le permitió encarar el tercer cuarto con mayor tranquilidad de la prevista (41-52).

Nada cambió en la reanudación y Repesa tuvo que volver a parar el partido para ordenar ideas con apenas un minuto y medio jugado. La defensa del equipo milanista mejoró sus prestaciones y llegó a ponerse a ocho puntos, aunque el Real Madrid siguió a lo suyo y supo contrarrestar las acometidas rivales.

Ante la nula aportación de la estrella local, Alessandro Gentile, Ricky Hickman se encargó de mantener con vida a los suyos, quienes, con un triple sobre la bocina de Rakim Sanders, lograron bajar de la barrera de los diez puntos al término del tercer cuarto (66-75)

Una antideportiva de Felipe Reyes y dos jugadas consecutivas de 2+1 convertidas por el Milán en tan solo dos minutos descompusieron al conjunto español, que vio cómo su rival se ponía a solo dos puntos y el partido se le empezaba a poner cuesta arriba con ocho minutos por jugar (75-77).

No obstante, los visitantes supieron mantener la calma en su peor momento y contener las acometidas italianas. Un parcial de 3-11 en cuatro minutos y los triples de Rudy y Randolph sirvieron para apagar la ilusión milanista y sellar la tercera victoria continental del equipo de Pablo Laso.

FICHA TÉCNICA:

EA7 Emporio Armani Milán (20+21+25+24): Cinciarini (-), Dragic (5), Simon (13) Pascolo (6) y Macvan (7) -cinco inicial-, Sanders (16), Gentile (2), Hickman (19). Raduljica (7), Mclean (11) y Kalnietis (2)

Real Madrid (26+26+23+26): Llull (18), Maciulis (7), Rudy Fernández (13), Randolph (20) y Ayón (2) -quinteto titular-, Reyes (4), Nocioni (-), Hunter (18), Draper (5), Doncic (3) y Carroll (11)

Árbitros: Elias Koromilas (GRE), Matej Boltauzer (SLO) y Petri Mantyla (FIN). Sin eliminados

Incidencias: Partido de la cuarta jornada de la Euroliga disputado en el Mediolanum Forum de Milan ante 12.331 espectadores