4-1. El Real Madrid recupera sensaciones sin Cristiano

Doblete y golazo de Benzema y Bale mostró su cara individualista y la generosa

Benzema: "Le pegué bien, pero no sabía que sería tan bonito"

Ancelotti: "Puede ser que ahora rotemos; necesitamos al equipo fresco"

Moyes: "Hicimos lo que pudimos"

Butragueño: "Bale ha tenido presencia, es lo importante"

deportes

| 01.02.2015 - Actualizado: 15:18 h
REDACCIÓN

El Real Madrid recuperó sensaciones perdidas remontando a una Real Sociedad que desapareció del Santiago Bernabéu tras la lesión del mexicano Carlos Vela, en una goleada con Karim Benzema inspirado, en la que a Gareth Bale le dio tiempo a mostrar su cara individualista y la generosa (4-1).

El regreso al 4-4-2 de Carlo Ancelotti devuelve el equilibrio tan perseguido por el italiano en el Real Madrid. Sería un sistema inamovible si no tuviese la obligación moral de juntar a sus súper clase en un tridente ofensivo, pero la ausencia por sanción de Cristiano Ronaldo y la presencia del doble pivote plasmó, una vez más, que es la forma en la que el equipo blanco maneja los partidos.

GOL VISITANTE A LOS 4O SEGUNDOS

Y eso que comenzó con sorpresa, encajando nuevamente un tanto en los primeros compases del duelo, como le ha ocurrido en tres de sus cuatro últimas citas. Obligado de nuevo a remontar tras un despiste defensivo cuando no se cumplía el primer minuto en un saque de esquina que remató a placer Aritz Elustondo con un testarazo que vuelve a mostrar la gran carencia de los de Ancelotti.

El arranque fue eléctrico en una tarde fría en la que llegó a caer agua nieve sobre el Bernabéu. No hubo tiempo para las lamentaciones en la grada. Un centro de Marcelo medido a los tres minutos lo cabeceó a la perfección James para empatar. Eran los mejores momentos de la Real Sociedad, que salió por el balón y mostró buenas maneras. Sin nervios en terreno rival, sacando a relucir una endeblez defensiva local preocupante.

Encontró espacios por la falta de actitud en los marcajes. Con espacios encajó un gol el Real Madrid, vio cómo Canales rozaba el poste y cómo Casillas detenía en dos tiempos un disparo lejano de Elustondo.

VELA, LESIONADO

Sin embargo, la luz del equipo donostiarra se apagó cuando Vela se dejó caer al césped con preocupantes gestos de dolor agarrándose la rodilla derecha. No pudo seguir y el panorama cambió.

El Real Madrid apostó por la verticalidad y la velocidad para dejar en el olvido la imagen dejada en Córdoba. En ese juego que exige tanto al rival a la hora de defender, aparece Marcelo como un especialista y Bale se encuentra cómodo, más aún en la banda izquierda que ocupó sin Cristiano.

La movilidad de los jugadores de ataque es constante, pero cuando Bale jugó en su demarcación natural sacó su mejor cara. Mientras, Marcelo seguía desequilibrando. Tras su asistencia de gol a James dejó solo a Benzema, que perdonó su primer pulso ante Rulli.

El Real Madrid jugaba a oleadas que empujaban cada vez más hacia su área a la Real. Las ocasiones comenzaron a encadenarse y el gol comenzaba a rondar. James acomodó a su zurda el esférico que cayó muerto tras un saque de esquina y apostó por la potencia sin colocación. Al cuerpo de Rulli. Bale remató otro córner rozando el poste y tras una buena triangulación culminó con un disparo cruzado.

EL PREMIO, AL MINUTO 37

El premio llegó al minuto 37 cuando Ramos, que se había quedado en su zona preferida tras una acción a balón parado, encontró el rechace a un disparo de Benzema para fusilar a la red. Cumplido el objetivo de voltear el marcador llegaba el momento de confirmar la recuperación física.

La ausencia de partido entre semana no se notó en El Arcángel pero sí una semana después. El ritmo que imprimió el Real Madrid fue difícil de soportar para su rival. No bajó en la segunda parte.

El primer acto se cerró alimentando Bale su fama de 'chupón'. Se montó un contragolpe tres contra uno, con Benzema siempre generoso regalando el tanto tras superar la salida del portero. Cuando James estaba preparado para golpear de zurda de primeras, apareció el galés para quitarle el balón y chutar fuera.

Debió de dar muchas vueltas en su cabeza la jugada porque en la reanudación mostró su cara más asociativa. Buscó combinaciones con continuidad, lanzó taconazos a paredes y asistió sin parar. La primera a Isco que buscó, sin éxito, con el gesto del cuerpo la escuadra.

Bale comprobó que se ganaba aplausos de la grada. Inventó la jugada para asistir a Benzema en el tercer tanto del partido. De tacón, volvió a conectar con Isco que no encontró puerta. Minutos después, no superó la rápida salida de Rulli, escorado a la portería, cuando picó el balón tras un bonito regate.

La Real Sociedad deseaba que corriese el tiempo mientras Benzema disfrutaba en el césped. Dejó uno de los goles de la temporada en el Bernabéu. Un derechazo con rosca desde el pico del área, que colocó en la escuadra. Fue despedido con la afición en pie, la misma que le silbaba en un pasado reciente pidiéndole más actitud.

FICHA TÉCNICA:

Real Madrid: Casillas; Carvajal, Varane, Sergio Ramos, Marcelo; Illarramendi, Kroos (Khedira, m.81), Isco; James (Jesé, m.74), Bale y Benzema (Chicharito, m.80)

Real Sociedad: Rulli; Aritz (Bergara, m.63), Mikel, Iñigo Martínez, Yuri; Elustondo, Rubén Pardo; Granero, Xabi Prieto, Canales (De la Bella, m.46); y Vela (Agirretxe, m.17)

Goles: 0-1, m.1: Aritz Elustondo. 1-1, m.3: James. 2-1, m.37: Ramos. 3-1, m.52: Benzema. 4-1, m.77: Benzema

Árbitro: Álvarez Izquierdo (comité catalán). Amonestó a Illarramendi (31), Marcelo (70) y Khedira (87) por el Real Madrid; y a Yuri (87) por la Real Sociedad

Incidencias: encuentro correspondiente a la vigésimo primera jornada de la Liga BBVA, disputado en el estadio Santiago Bernabéu ante la presencia de 71.653 espectadores. Se guardó un minuto de silencio por el fallecimiento de un aficionado de la Real Sociedad que murió hoy en accidente de tráfico en el viaje a Madrid.