2-2. El Atlético se relaja en Ipurua pero estará en semifinales de Copa

Giménez puso el 0-1 y Juanfran, de vaselina, el 2-2 definitivo

Juanfran: "Mantuvimos la intensidad de siempre"

Lucas Hernández: “Llegar a semifinales es un paso muy grande”

Mendilibar: "Parecia que podÍamos ganar, algo que sería un consuelo, pero es un equipo que nunca se rinde"

Enrich: "Nos vamos con sabor agridulce porque queríamos ganar a un grande"

deportes

| 25.01.2017 - 22:11 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80.4%
No
19.6%

El Atlético de Madrid se clasificó para las semifinales de la Copa del Rey tras empatar con el Eibar (2-2) en un encuentro en el que los colchoneros hicieron valer la ventaja conseguida en el partido de ida en el Calderón, pese a encajar dos goles tras su relajación en los últimos quince minutos.

El conjunto de Simeone, conocedor de la renta de tres goles que traía del encuentro de ida en el Vicente Calderón, saltó a Ipurua con su versión menos rutilante. No obstante, los colchoneros no notaron demasiado las destacadas ausencias de titulares como Godín, Koke o Griezmann (este último por descanso) y no sufrieron el acoso eibarrés hasta el último cuarto de hora de encuentro, coincidiendo con su relajación tras adelantarse en el marcador.

Por su parte, Mendilibar optó por dar entrada en el once inicial a dos jóvenes canteranos, Josué y Sarriegui, obligado por las numerosas bajas y con la mente puesta en dosificar esfuerzos de cara a la segunda mitad de la temporada. Pareció bajar de esta forma los brazos el conjunto vasco casi desde el principio, a pesar de que mantuvo siempre latente la ilusión de disputar por primera vez en su historia unos cuartos de final de la Copa del Rey.

Con el objetivo de ahuyentar los viejos fantasmas que vivió el curso pasado al caer sorprendentemente en cuartos ante el Celta, el equipo colchonero saltó al terreno de juego decidido a cerrar la eliminatoria. Así, Torres tuvo la primera ocasión del encuentro con un cabezazo que se marchó por muy poco, mientras que Gameiro obligó a Peña a cortar in extremis un balón dentro del área poco después.

SEGUNDO TIEMPO DE IDA Y VUELTA

Bastante más animada se desarrolló la segunda parte, en la que escasos minutos después de salir de la bocana de vestuarios llegaría el primer gol del encuentro. Sería el equipo que aparentemente menos lo necesitaba, el Atleti, quien mediante un potente cabezazo de Giménez abrió el marcador e incrementó más aún su ventaja en la eliminatoria.

Con nada que perder, Mendilibar dio entrada a dos de sus mejores atacantes y además máximos goleadores este curso, Pedro León y Sergi Enrich. El murciano y el balear despertaron al Eibar y pusieron algo de pimienta al partido con sendos goles. El primero, en el minuto 72, tras un rebote tras disparo al palo del de Mula que el ariete supo aprovechar. Y el segundo, con un remate a bote pronto con la pierna mala con el que el ex del Getafe adelantó a su equipo.

El Eibar creyó en el milagro, pero Juanfran, ya en los minutos finales, bajó de las nubes a los 'armeros' con una gran vaselina que sorprendió al guardameta local Yoel. Pese al empate, el Atleti aprovecha la renta cosechada en el encuentro de ida para meterse por tercera vez en los últimos seis años entre los cuatro mejores equipos de la Copa del Rey.

FICHA TÉCNICA:

EIBAR: Yoel; Capa, Dos Santos, Gálvez, Peña; Rivera, Fran Rico (Dani García, min.33), Josué (Enrich, min.71), Sarriegui (Pedro León, min.71), Bebé; y Nano

ATLÉTICO DE MADRID: Moyá; Juanfran, Giménez, Savic, Lucas; Gabi, Saúl (Koke, min.62), Correa, Gaitán (Vrsaljko, min.74); Gameiro (Carrasco, min.62) y Torres

GOLES: 0-1, min.48, Giménez. 1-1, min.72, Enrich. 2-1, min.80, Pedro León. 2-2, min.84, Juanfran

ÁRBITRO: Jaime Latre (C.Aragonés). Amonestó a Fran Rico (min.14), Bebé (min.59) por parte de la SD Eibar, y a Lucas (min.39) en el Atlético de Madrid.

ESTADIO: Ipurua. 4.000 espectadores