López Cobos dirige por primera vez el Rigoletto en la Ópera de Viena

cultura

| 08.04.2013 - 19:20 h
REDACCIÓN
Más sobre: OperaSuscrbeteSuscríbete

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El maestro español Jesús López Cobos tiene este lunes una cita con el público de la Ópera de Viena, en una noche especial en la que dirigirá por primera vez en este escenario el Rigoletto de Verdi.

Aunque el director conoce bien tanto la obra como la Ópera vienesa, el hecho de estrenar una pieza le supone una excitación especial.

"Cuando haces una obra por primera vez en un sitio, siempre hay un factor, que siempre existe en la ópera, de a ver qué pasa. Lógicamente, siempre hay una curiosidad por ver cómo resulta todo. Sobre todo en un teatro de repertorio donde el tiempo de ensayo es muy reducido", confesó el director castellanoleonés en una entrevista con Efe durante una pausa de los ensayos.

Lo apretado del programa del escenario vienés, con 53 óperas y más de 350 representaciones en la temporada actual, obliga a preparar la función de una manera muy especial.

DOS FUNCIONES

"Cuando no tienes suficientes ensayos de orquesta, pues lo que tratas es, a través de la presencia física y del modo de comunicarte con la orquesta, de transmitir tu visión de la obra", explica el director.

Su estreno en Viena con el Rigoletto, que tendrá dos funciones más los días 11 y 14, es la tercera visita de López Cobos a la Ópera Estatal de Viena esta temporada, tras L'italiana in Algeri y La Cenerentola. En mayo, volverá al podio del teatro vienés con Nabucco.

Este montaje de Rigoletto llega bajo la dirección artística de Sandro Sequi, y con el tenor estadounidense Matthew Polenzani como duque de Mantua, el barítono inglés Simon Keenlyside como Rigoletto y la soprano rusa Olga Peretyatko encarnando a Gilda.

López Cobos, que ha desempeñado buena parte de su carrera en el extranjero, se refirió en su charla con Efe al riesgo de que la actual crisis económica provoque una "fuga de cerebros" también en el campo artístico.

"Lo que está pasando en otras profesiones, pues probablemente va a pasar en el mundo de la música, lo cual es una pena", advirtió quien fuera director titular de la Orquesta de Cincinnati (EEUU) y director musical del Teatro Real y de la Ópera de Berlín.

"Y normalmente se suelen marchar los mejores, porque son los que suelen tener la oportunidad de irse fuera de España", lamenta el Premio Príncipe de Asturias de las Artes.

Respecto al modelo de financiación de la cultura en España y su excesiva dependencia de las ayudas públicas, López Cobos defendió el sistema que existe en Estados Unidos, donde "la subvención pública prácticamente no existe y sí una subvención indirecta a través de una buena ley de mecenazgo".

"Yo creo que es verdaderamente la única solución que hoy día existe para que las instituciones culturales, y musicales en particular, salgan a delante. Aunque el Estado no subvencione directamente, a través de una buena ley de mecenazgo, sí que puede ayudar mucho a las instituciones", defiende.

López Cobos, que debutó en 1980 en la Ópera de Viena, tiene ya cerradas para la próxima temporada 16 funciones en este escenario.