Llega 'La respiración', una comedia sobre amor y desamor con Verónica Forqué

Después de un año y medio de gira por toda España, regresa a la capital una de las obras triunfadoras en la pasada edición de los Premios Max de Teatro

cultura

| 07.06.2017 - 16:51 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

Después de un año y medio de gira por toda España, regresa a la capital La Respiración con Verónica Forqué...una comedia sobre el amor, el desamor y sus convencionalismos que ya agotó localidades la pasada temporada. La Respiración de Alfredo Sanzol ha sido una de las obras triunfadoras en la pasada edición de los Premios Max de Teatro.

Verónica Forqué, José Ramón Iglesias, Nuria Mencía, Pietro Olivera, Martiño Rivas y Camila Viyuela han puesto en escena en el Liceo ‘La respiración’, una obra teatral de la Abadía y Lazona, escrita y dirigida por Alfredo Sanzol.

‘La Respiración’ parte de un hecho dramático, la separación de una mujer que lleva 15 años con su pareja, y ve cómo un día todo se termina. Nagore (Nuria Mencía) viene sufriendo la pérdida desde hace un año y siente que está en crisis, no se encuentra, no sabe qué hacer, sigue echando de menos a su ex.

Su madre (Verónica Forqué) aparece entonces en escena y le azota la conciencia con sus consejos, le sugiere que se deje llevar por una fantasía, que se adentre en otros mundos, que empiece a descubrir otras posibilidades para que no se quede aferrada a un solo recuerdo. La memoria tiene que servir para crear cosas nuevas, le dice, hay que vaciar el cuerpo y la mente como quien vacía un armario para que entren cosas nuevas.

Nagore entonces hace caso a su madre y deja que entren en su vida un profesor de yoga (Pietro Olivera), su hermano fisioterapeuta (José Ramón Iglesias) y su hijo que es preparador físico (Martiño Rivas). A las clases de yoga también asiste la novia del hijo (Camila Viyuela). Los personajes masculinos representan el cuidado y la salud del cuerpo, mientas que las mujeres encarnan la parte más cerebral, todas ellas son juristas y abogadas. Ambos mundos se encuentran y conviven en esta historia que plantea una reflexión sobre qué es el amor, cómo amamos, cómo el amar a unos no significa necesariamente dejar de amar a otros.