El Prado aumentará su espacio expositivo con el nuevo Salón de Reinos

Se formaliza la incorporación al Prado del edificio del Salón de Reinos, antigua sede del Museo del Ejército

Aspira a cubrir un tercio de la rehabilitación del edificio con financiación privada

Se convocará un concurso internacional para seleccionar "al mejor arquitecto" para resolver su rehabilitación

cultura

| 22.10.2015 - 20:43 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

El director del Museo del Prado, Miguel Zugaza, ha asegurado que la pinatoca contará con un nuevo espacio expositivo de más de 2.500 metros cuadrados similar al que ocuparían tres galerías centrales, gracias a la cesión del Salón de Reinos por parte del Ministerio de Cultura formalizada este jueves.

Zugaza ha explicado a los medios de comunicación que la superficie expositiva se incrementerá un 16,2%, destacando la "calidad" del espacio gracias a unas amplias galerías. En total, el Salón de Reinos es un edificio de 7.900 metros cuadrados, si bien los metros útiles alcanzan los 5.400 metros cuadrados (un 11,9% más para el Prado).

El director del Prado ha explicado que el objetivo para este espacio será la de contar con un programa "muy abierto, sin apostar por una sola cosa". "No descartamos el poder recuperar la memoria entre aquellas colecciones que pertenecieron a este edificio", ha adelantado, teniendo en cuenta, por ejemplo, que el Salón de Reinos ya contó con una colección de pintura entre la que destacaba 'La rendición de Breda' de Velázquez.

Asimismo, Zugaza también ha aludido a la posibilidad de ofrecer un programa "más abierto" y ampliar el relato del museo, aumentando su discurso de la Historia del Arte y haciéndolo "más transversal y con alianzas con otras instituciones y museos nacionales e internacionales". Otra de las claves será la de añadir un programa específico de exposiciones temporales complementarias al actual.

El objetivo será tener finalizadas las obras de rehabilitación para el año 2019, coincidiendo con el II Centenario del Museo del Prado. Por el momento, para el año 2016, el museo ya cuenta con la aportación de un millón de euros contemplado en los Presupuestos Generales del Estado (PGE) para la convocatoria de un concurso de arquitectura abierto e internacional que se pondrá en marcha "muy rápido".

Además, a las actividades del centenario se les ha concedido la declaración de acontecimiento de especial interés público, lo que permitirá beneficios fiscales. "Nos han dado una palanca fantástica que permitirá que por lo menos un tercio de la financiación del proyecto venga del ámbito privado", ha añadido Zugaza .

"Ahora hemos recibido el dinero para hacer el concurso y el proyecto y cuando sepamos cómo se va a ejecutar, el Gobierno nos ayudará por una parte y a nosotros nos toca buscar los fondos necesarios que no cubra lo público", ha afirmado.

'EL GUERNICA' EN EL PRADO

En cualquier caso, ha asegurado que será un proyecto "austero" en el que no se han contemplado algunas de las ideas previas, como un trabajo de excavación. Por ejemplo, ha señalado que espera que no haya "mucho gasto" en la fachada, aunque haya que modificarla ligeramente. "

El edificio está muy definido y lo que hay que solucionar es la forma de acceder y circular por el museo y situarlo en el campus --Villanueva, Claustro de los Jerónimos y Casón del Buen Retiro-. Este edificio es muy poco conocido y es necesario que se vea con el resto de las instalaciones", ha apuntado.

Preguntado sobre si, entre esa política de transversalidad, se podría contar con 'El Guernica', Zugaza ha rechazado esa posibilidad. No creo que sea posible. Fue una de las muchas ideas para este edificio, hubo conversaciones pero se vio que era inviable.

La razón que dieron, y la respeto enormemente, es que es un cuadro todavía muy importante para el desarrollo expositivo del Reina Sofía", ha aseverado, recordando además que dentro de poco se formalizará el acuerdo de separación de las colecciones de ambas pinacotecas.

PACTO PARLAMENTARIO EN 1995

En la firma de la cesión en la que han estado presentes el ministro de Cultura, Educación y Deporte, Iñigo Méndez de Vigo, el secretario de Estado de Cultura, José María Lassalle, la subsecretaria del Ministerio de Hacienda, Pilar Platero y el presidente del Patronato del Museo del Prado, José Pedro Pérez-Llorca.

La incorporación del edificio supondrá la culminación del proyecto de ampliación del Prado y la creación de su campus. Esta cesión procede de un acuerdo firmado en el año 1994 entre el Real Patronato del Museo Nacional del Prado, la dirección del Museo y el entonces Ministerio de Cultura, que contemplaba la puesta en marcha de un programa de ampliación.

Esta decisión se reflejó en un pacto parlamentario en 1995, respetado por los diferentes escenarios políticos durante las dos últimas décadas. Entonces, el Gobierno decidió la incorporación del Salón de Reinos al Museo del Prado y determinó el traslado del Museo del Ejército al Alcázar de Toledo, donde fue inaugurado el 19 de julio de 2010.

UNA OBRA MAESTRA "EN SI MISMA"

Méndez de Vigo ha celebrado que se haya firmado esta cesión, que supone el punto y final a "una antigua aspiración" que permitirá una mayor afluencia de visitantes y dotará al museo de "una fuerte capacidad de adaptación" para el futuro. "El Prado no solo recibe un edificio para una ampliación, sino que incorpora una obra maestra en sí misma. El Salón de Reinos es un espacio ideal y de fuerte componente alegórico", ha señalado.

Por su parte, Pérez-Llorca ha asegurado que este acuerdo supone que el Prado "empieza a construir un nuevo futuro sobre su propio pasado". "Tiene un gran significado, nos va a permitir desplegar el enorme potencial de las colecciones y nos sitúa veinte años después cumpliendo el sueño de completar el campus", ha concluido.