El Museo del Prado acoge una obra inédita de Velázquez

Se trata del boceto del 'Retrato de Felipe III', un cuadro preparatorio, donado por la sociedad American Friends

cultura

| 14.12.2016 - 15:50 h
REDACCIÓN

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
96.7%
No
3.3%

La sociedad American Friends ha depositado en el Museo del Prado el boceto del 'Retrato de Felipe III', obra inédita de Velázquez y que supone "completar la colección" del artista sevillano dentro de la pinacoteca, puesto que carecía hasta ahora de ningún boceto suyo.

Esta obra, donada por el experto William B.Jordan, ha sido confirmada como autógrafa de Velázquez tras diversos estudios de expertos del museo y será expuesta en las salas del Prado como depósito temporal prorrogable.

Se trata de un cuadro preparatorio para el rostro de Felipe III que el artista sevillano realizó para la composición 'La expulsión de los moriscos', obra fechada en 1627 que se destruyó en el incendio del Real Alcázar de Madrid en 1734, y que solo se conoce por descripciones escritas, ya que no se conserva ninguna copia.

Esta obra fue adquirida por William B.Jordan en el mercado del arte londinense, donde figuraba como 'Retrato de don Rodrigo Calderón', debido a una inscripción apócrifa en su parte superior. "Estaba hojeando el catálogo y cuando vi esa obra en blanco y negro ya me sonaba de Velázquez. La compré muy barata", ha asegurado.

Así, Jordan procedió a su restauración y estudio, lo que le llevó a plantearse la posibilidad de que se tratase de una obra de Velázquez, en concreto, de un cuadro preparatorio del rostro de Felipe III que el artista incluyó en 'La expulsión de los moriscos'.

El experto historiador de arte ha señalado su seguridad en que se trata de un boceto debido varios detalles, como por ejemplo el hecho de que la gola del retratado no esté "cuidadosamente modelada, la oreja sea solo sugestiva o la cabeza no esté terminada". "Solo la cara está concluida, como en el boceto de 'Mariana de Austria'", ha indicado.

FELIPE III DE PERFIL

Jordan, ha resaltado el hecho de que Velázquez nunca llegara a conocer a Felipe III y tuviera que hacer este boceto inspirado en el trabajo de otros (probablemente, en un retrato de Juan Pantoja de la Cruz).

Entre algunas de las razones argumentadas para atribuir esta obra a un boceto de Velázquez para 'La expulsión de los moriscos' se encuentra el hecho de que Felipe III se encuentra de perfil y eleva su mirada. Esto indicaría que no se trata propiamente de un retrato (generalmente miran de frente), sino de una imagen susceptible de ser incorporada a una escena de carácter narrativo.

Además, el estudio de las descripciones de la 'Expulsión de los moriscos' sugieren que el retrato de Felipe III que protagoniza el episodio mostraría un gesto similar al de este retrato, y una dirección de la mirada parecida.

"NO GANARÍAS UNA FORTUNA EN UNA SUBASTA"

Ya en el Museo del Prado, el estudio técnico de la pintura y su comparación con otrasobras de Velázquez han confirmado que el principal punto de referencia para entenderla obra es, sin duda, el maestro sevillano y, específicamente, sus retratos realizados en lasegunda parte de la década de 1620.

El análisis del soporte, la radiografía y los rayos infrarrojos arrojan datos técnicos, como la tela, la preparación o la manera de construir la obra, similares a los que aparecen en cuadros de Velázquez fechados en torno a 1627 y, en cualquier caso, anteriores a la vuelta de su primer viaje a Italia.

"Con este cuadro no ganarías una fortuna en una subasta, pero es un artefacto de trabajo y algo muy personal para Velázquez. Por eso lo he donado al Prado, donde podrá tener la relevancia que merece", ha añadido Jordan.

Esta donación y su depósito en el Museo del Prado suponen la puesta en marcha de American Friends of the Prado Museum, un proyecto impulsado por un grupo de mecenas estadounidenses para contribuir a la difusión y conservación de la colección que alberga el Museo del Prado y que ofrece un amplio programa de beneficios a sus miembros como exenciones fiscales, acceso gratuito al Museo y visitas guiadas en inglés.