Carrillo y Suárez se miran frente a frente en la obra 'El Encuentro'

La obra es un homenaje a dos personajes que buscaron "una solución por el bien común", asegura Julio Fraga

Obrav de teatro 'El Encuentro'

cultura

| 25.02.2014 - 21:19 h
REDACCIÓN
Más sobre: teatroSuscrbeteSuscríbete

La Encuesta de Telemadrid

¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
¿Para combatir la corrupción te muestras a favor de la eliminación de los billetes de 500 euros?
Si
80%
No
20%

El director teatral Julio Fraga rescata la reunión que tuvo lugar entre Santiago Carrillo y Adolfo Suárez en el año 1977 y la libera del secretismo en el que ha estado envuelta todo este tiempo para convertirla en una obra teatral que podrá verse en Madrid a partir de este miércoles y hasta el 30 de marzo en el Teatro Español de Madrid.

Bajo el título de El Encuentro, cuyo texto está firmado por Luis Felipe Blasco Vilches, en esta obra Fraga recrea aquella cita sobre las tablas a través de dos intérpretes, Eduardo Velasco (Carrillo) y José Manuel Seda (Suárez), quienes asumen el reto de interpretar lo que podría haber sido aquella conversación.

Según ha explicado este martes el director, esta obra es un homenaje a dos personajes que buscaron "una solución por el bien común". A su vez, también supone una visión del "pasado más reciente" con el fin de hacer un "análisis" sobre la situación actual para pedir a los políticos actuales que se comporten "como se comportaban ellos".

A través de esta ficción, el dramaturgo hace balance de lo que costó llevar a cabo esa transición, y de cómo estos dos valientes frente a la reciente muerte de Franco y los dos meses negros de España tuvieron que tomar una decisión "rápida y eficaz" para entrar en democracia y crear una constitución "lo antes posible".

El resultado es un thriller con grandes dosis de suspense que intenta mostrar cómo la personalidad de ambos políticos fue clave para lograr este encuentro.

Suárez es alguien que se encuentra "en medio de un campo de batalla", entre quienes quieren continuar con el régimen y quienes quieren buscar una solución democrática para España, según señala Fraga.

"Era la persona idónea para sentarse con un bando y con otro, y eso fue lo que a Santiago Carrillo le inspiró confianza. ¿Lo hizo bien? Al igual que Carrillo, la historia lo juzgará", reflexiona el director de esta obra.

"TESTARUDO" FRENTE A "SEDUCTOR"

Velasco da vida a Carrillo, un personaje "humilde, sencillo y campechano", aunque también "testarudo y cabezón", según destaca el propio actor. "Con todos sus miedos y debilidades se plantó delante de quien era el presidente del Gobierno con una firme voluntad democrática", señala.

Suárez, por su parte, era "un seductor y un galán" que seducía con su "energía". "Tenía una agilidad impresionante, tenía un gran nivel", indica el actor.

Según señala Velasco, en esta obra, lejos de "cargar las tintas hacia la derecha o hacia la izquierda", lo que existe es un "claro posicionamiento ideológico hacia la igualdad".