La caja de Rosendo

La caja de Rosendo

Catorce compactos y un DVD. Escrito así suena a condena, pero les hablamos de lo último de Rosendo: 1985-2011, una caja recopilatoria con su discografía completa en solitario, desde 1985. Un buen motivo para acercarnos al estudio de grabación y ensayo que el carismático músico posee en Carabanchel.

Es una semana de puente, de festivos. Pero si hay un currante en la música, ese es Rosendo, al que le pillamos con las manos... en la mesa, de sonido. En estos tiempos de convulsión financiera, apellidarse Mercado es casi una provocación. Y eso que desde mediados de los 80, desde Carabanchel, ya venía advirtiéndonos. Asegura con regocijo cruel que muchas de sus letras eran premonitorias de la que está cayendo. Admite que ha tenidomomentos duros, pero a pesar de los títulos de muchos de sus discos, de inequívoco regusto amargo, se confiesa medianamente feliz.

ha cerrado un círculo: un tipo tan íntegro se merecía editar una "integral", con sus 14 discos. Y ahí sigue, obstinado pero coherente con sus principios. Y ahí le dejamos tras la entrevista, en su refugio carabanchelero, hurgando entre ripios y estribillos para reflejar el mundo en unas estrofas. No hay puente para Rosendo.