Tres artistas urbanos exponen su trabajo en 'Sin Animo de Nombre' de 1+1Play

11play
La exposición |Archivo

Este mes de Abril 1+1Play contara con tres artistas urbanos de primer nivel, Awer de Bari (Italia) y Origami y El Rughi que vienen desde Barcelona. Estos tres artistas urbanos vienen de la calle, de esos barrios grises que hay en todas las ciudades. Quizá por eso en el arte de los tres encontramos cierta oscuridad poética.

No debemos pensar sin embargo que su arte es deprimente o fuera de su tiempo, no estamos hablando de esa estética vampirica y barroca que tan de moda esta en algunas series americanas, estamos hablando de una oscuridad nacida de la vida pastosa y toxica que se aguanta en las ciudades del siglo XXI, de noches llenas de luz y mañanas plomizas, una oscuridad repleta de magia, de horizontes fantásticos, de pesadillas salidas de los miedos ancestrales del ser humano.

Y en medio de esta atmósfera tan negra no podemos dejar de ver un atisbo de esperanza en esos trazos firmes, en la sonrisa de todos los monstruos, en la magia de los callejones, Magia Negra, para alcanzar un futuro brillante.

Awer, dibuja criaturas hipnóticas y mundos oníricos con el intento de distraer a la gente del aburrimiento de la vida cotidiana, es un maestro del graffiti hipnótico dando vida a los remedios y soluciones artísticas para escape de problemas humanos con un truco de la mente.

El Rughi es una pesadilla en un circuito eléctrico de un ordenador reciclado, un punky en el ghetto mas obscuro de Europa. Allí nació un arte que viaja entre sciencia-fiction, psicodelia obscura, paranoias urbanas y criaturas nocturnas que infectan la decadente monotonía architectonica del viejo continente.

Desde la oscuridad de las calles mas sucias de Barcelona, entre prostitutas y mendigos, de la incipiente luz nocturna se define la primera línea desgarrada sobre una superficie negra mate, el punto de inicio para adentrarse en un tipo de arte olvidado por muchos.

Una técnica antigua pero atemporal: el Grattage. De este modo todos los miedos irracionales se manifiestan en un universo de sombras, siluetas entrecortadas y destellos de luz que dan vida al arte de Origami. Raúl Muñoz Casassola, comisario del proyecto 1+1Play.

SOBRE 1+1PLAY

Sin Ánimo de Nombre ha desarrollado un programa enfocado a artistas internacionales, ofreciéndoles la oportunidad de trabajar y convivir durante una semana con un artista residente en Madrid y con los gastos de alojamiento y dietas cubiertos.

La estancia se complementa con un evento de inauguración de la exposición efímera de un día en un espacio cedido para la ocasión y una exposición de dos días en la sede de la asociación Sin Ánimo de Nombre, ofreciéndole el acceso a la red artística madrileña.

El objetivo principal de 1+1Play es la creación de una red dentro del mapa internacional de artistas, gestores culturales, espacios y compradores. Servir de plataforma de difusión y promoción de artistas dentro del ámbito europeo. Crear puentes duraderos entre artistas, espacios y gestores de diferentes países.

SOBRE 'SIN ÁNIMO DE NOMBRE'

Sin Ánimo de Nombre nace a finales de 2011 como colectivo artístico con la necesidad de aunar esfuerzos para producir obra artística. A lo largo de 2012 los objetivos de Sin Ánimo de Nombre se vuelven más ambiciosos y, a parte de la producción, comienza a generar proyectos de gestión cultural, exposición de obra propia y de otros artistas, creación de eventos culturales y gestión de talleres relacionados.

Nos interesan los proyectos culturales colectivos, fomentar la convivencia y abrir fronteras, hermanando proyectos culturales nacionales e internacionales.