Amplio programa cultural para el centenario de la muerte de Rodin

Amplio programa cultural para el centenario de la muerte de Rodin
Amplio programa cultural para el centenario de la muerte de Rodin

El centenario de la muerte del escultor Auguste Rodin (1840-1917) se celebrará en 2017 con un programa cultural que incluye obras desconocidas, documentales, libros, piezas conmemorativas y hasta una película sobre el renombrado artista francés, informó hoy su museo homónimo en París.

La galería parisina, dedicada a la vida y obra del "padre de la escultura moderna", contará, además de su tradicional colección permanente, con exposiciones temporales, conferencias y proyecciones audiovisuales en otros museos de Francia, Estados Unidos, América Latina, Asia y África.

El amplio menú cultural arrancará el próximo marzo con la inauguración de la exposición "Catedrales" en el Museo Rodin, que recibirá como invitado especial al pintor y escultor alemán Anselm Kiefer para que realice "in situ" una serie inédita de vitrinas basadas en los trabajos de Rodin.

También ese mes, "Rodin: la exposición del centenario" reconstruirá parcialmente en el Grand Palais una "importante serie" presentada por el propio escultor en Praga en 1902.

A partir del 17 de noviembre -fecha de la efeméride del centenario de su muerte- la exposición del Rodin se trasladará a la Fundación de Barnes en Philadelphia (EEUU).

Y a lo largo del año, tres documentales sobre su trayectoria vital y artística -de los directores François Bertrand, Bruno Aveillan y Claire Diguet- serán transmitidos en la televisión francesa.

La película "Rodin", dirigida por Jacques Doillon y protagonizada por el reconocido actor Vincent Lindon, dará también vida en los cines al autor de "La puerta del infierno" o "El pensador".

La celebración de su vida y obra irá acompañada de la impresión de una moneda de colección de dos euros y sellos conmemorativos con la imagen de "El pensador" y la edición de varios libros sobre el escultor.

Rodin es considerado uno de los más importantes impulsores de la escultura moderna y de la ola impresionista en Europa y el resto del mundo.

El programa previsto, según la directora del museo, Catherine Chevillot, expande la influencia de un creador que marcó a grandes artistas de Europa y Estados Unidos, y que con las exposiciones sobre él que ya hay en el extranjero hace descubrir su trabajo a "más de un millón de aficionados todos los años".