Bueno, bonito y barato

Un plato clásico, de cocina modesta, pero de sabor intenso. Preparamos unas paratas revolconas y completamos el menú con unos chipirones en su tinta rellenos.