Buscador de destinos de MxM

Glasgow, el resurgir "scottish" tras una crisis centenaria

Fue el principal centro económico británico hasta el siglo XIX. Ahora es un destino turístico urbano de museos, iglesias, parques y pubs

Glasgow fue el gran centro económico del Reino Unido a finales del siglo XIX. Tras una larga y profunda crisis se ha reconvertido en uno de los principales destinos turísticos del mundo, con sus calles tradicionales, iglesias medievales, pubs y frondosos parques en el mismo centro de la ciudad.

Quedamos con Elena bajo un cielo típicamente nublado y lluvioso y nos acercamos a uno de los símbolos más peculiares de la ciudad: la estatua del Duque de Wellington, tocado permanentemente con un cono de tráfico sobre la cabeza, a pesar de que las autoridades se esfuerzan en quitarlo. Pasear por Glasgow también es disfrutar de los enormes graffitis que se encuentran en muchos murales de los edificios. Y si nos entra hambre, siempre podemos cochinear con una barrita de chocolate con el rebozado típico de los fish and chips y una bebida de naranja muy azucarada.

Después visitamos la Catedral, edificada en el siglo VI, y punto originario a partir del cual comenzó a expandirse la ciudad. Y junto a ella, la Necrópolis del siglo XIX, una de las más espectaculares de Europa.

Con Ingid disfrutamos del ambiente de Buchanan Street, la principal arteria comercial de Glasgow, y entramos en The Whisky Shop, una tienda tradicional de bebidas alcohólicas. A pocos kilómetros nos espera Stirling, donde se encuentra uno de los castillos más bellos de Escocia de entre los 3.000 que hay en todo el país, así como el monumento a William Wallace, el rebelde que se alzó contra Inglaterra en el siglo XIII y cuya figura llevó al cine Mel Gibson en 'Braveheart'.

Emma nos lleva a George Square, la plaza más emblemática de Glasgow, que aglutina algunos de los edificios más bellos de la ciudad, como el del ayuntamiento, y acoge esculturas de algunos de los escoceses más ilustres. Visitamos una tienda de trajes típicos escoceses, el Scottish Highland Dress, que incluye el conocido kilt o falda, que se luce en eventos familiares y ocasiones especiales.

En Salt Market se encuentra la Tolbooth Tower, del siglo XVII, que guarda cierto parecido con el Big Ben de Londres y que es el único vestigio de la cárcel municipal demolida tras la I Guerra Mundial.

Visitamos el Cottiers Theatre, la más conocida de las varias iglesias reconvertidas en pubs o restaurantes, y el Pollok Park, un curioso parque donde habitan las curiosas y peludas vacas escocesas, y el Avant Garde Music Bar, un conocido pub donde bailar el ceilidh, la danza tradicional de los pueblos gaélicos.

MUSEOS, PARQUES E HISTÓRICOS PUBS

Con Gustavo quedamos en el parque de Kelvingrove, donde se encuentra el museo que recibe el mismo nombre, y que es el más visitado del Reino Unido si exceptuamos los museos londinenses. También visitamos el parque eólico de Whitelee, el más grande del Reino Unido, y que es además un atractivo turístico, con rutas y sendas ciclables.

Aurora nos recibe a orillas del Clyide, el río de Glasgow, que fue la gran vía comercial de la ciudad, y conocemos el Riverside Museum, dedicado al transporte, y que acoge artilugios como la primera bici de la historia, algunos de los primeros vehículos a motor o una recreación de una calle centenaria, donde se muestra el pasado glorioso de esta ciudad.

Nos dejamos caer por el Britannia, el primer music hall de Gran Bretaña, con más de 160 años, y donde debutaron artistas como El Gordo y El Flaco o Cary Grant. Después, The Barras, el mercado de segunda mano que abre los fines de semana y donde se puede encontrar de todo. Y por último, The Old Ship Bank, un banco que abrió en 1750 y que un siglo después se convirtió en el pub que es hoy en día y donde pueden cantar los más atrevidos. Si nos da vergüenza, siempre podemos animarnos con un half and half, es decir, una pinta y un whisky. Eso sí, el resultado puede ser...

RECOMENDACIONES DE VIAJE

Documentación: Pasaporte.

Visado: No.

Vacunas: No son obligatorias.

Moneda: Al pertenecer al Reino Unido, la moneda escocesa es la libra esterlina. Sin embargo, también es de uso frecuente la libra escocesa.

Seguridad: No hay problemas significativos de seguridad en Escocia. En los ochenta y los noventa Glasgow sí fue una de las ciudades más peligrosas de Europa, todo lo contrario que en la actualidad.

Sanidad: Las condiciones de sanidad son muy buenas. Es especialmente aconsejable tramitar la Tarjeta Sanitaria Europea antes de viajar.

Datos útiles: Como en todo el Reino Unido, se circula por la izquierda. El tiempo en Escocia es variable por lo que sea la época del año que sea, es conveniente estar preparado para ver lluvia, nubes o incluso sol. Las temperaturas máximas medias de invierno: 5,0 a 5,7 °C; máximas medias de verano: 12-20 °C, con lo cual en verano es conveniente traer una chaqueta por si refresca y en invierno hay que venir preparado para el frío. Aun así, en comparación con ciudades/países de similar latitud suele ser algo más cálida. Se recomienda traer un buen calzado que resista la humedad y la lluvia. En Escocia se habla inglés y gaélico escocés, aunque este último en menor medida. Los enchufes son de 3 clavijas, por lo que se recomienda tener un adaptador de corriente (será indispensable para cargar el móvil, cámaras de foto, cámaras de vídeo, etc…).

Dónde: Glasgow

Javascript is required to view this map.