Las subcampeonas del Mundo aterrizan en Barajas

La selección española de baloncesto femenino aterizó en la Terminal 1 del Aeropuerto Adolfo Suárez Madrid-Barajas y ha sido recibida por un grupo de aficionados ansiosos por ver la medalla de plata conquistada este domingo en Turquía, tras caer en la final ante Estados Unidos (64-77).

"Nuestro arte ha sido hacer parecer fácil lo difícil", ha explicado ante los medios de comunicación el seleccionador Lucas Mondelo, quien ha afirmado que tienen "muchas ganas de hacerlo bien" en el futuro y "llegar siempre a las semifinales".

"UNA PLATA CON SABOR A ORO"

"Para nosotras es un oro, hemos quedado en los más alto de la liga normal. Otra vez hemos sido las mejores de Europa", ha subrayado la capitana de la selección, Laia Palau. "Nos lo hemos pasado muy bien. Reina un buen ambiente", ha dicho.

Finalmente, sobre el nivel de las americanas, oro en Turquía, Laia ha ensalzado que juegan "en otra liga". "Son extraterrestres. Actualmente podríamos ganar 1 de cada 25 partidos a Estados Unidos", ha confesado.

Tras el bronce conseguido en el Mundial de la República Checa 2010 y el oro en el Eurobasket de 2013, la plata conseguida en Turquía es la tercera medalla consecutiva que consigue el combinado español en competiciones FIBA.