Ha muerto Luis Aragonés

Luis Aragonés, ex futbolista y entrenador, ha fallecido esta madrugada en la clínica Cemtro de Madrid a la edad de 75 años. Padecía una leucemia desde hace dos meses.

Nacido en Hortaleza (Madrid) 1938. Ex entrenador de Atlético de Madrid, Barcelona, Betis, Espanyol, Sevilla, Valencia, Oviedo y Mallorca, además de seleccionador español, de 2004 a 2008, conquistando la Eurocopa de Austria y Suiza de 2008.

El presidente del At. Madrid, Enrique Cerezo, ha manifestado que "Luis Aragonés fue un gran jugador y entrenador, pero antes de todo eso una gran persona y un amigo". Gabi: "Se ha ido un ejemplo para todos los atléticos. Luis Aragonés es una leyenda de este club". Clemente Villaverde, consejero y gerente del club: "Luis era un hombre que quería al Atlético. Siento una gran tristeza".

Simeone: "Luis aportó rebeldía y mostró a España el camino". El Calderón guardará un minuto de silencio antes del encuentro contra la Real Sociedad ylos jugadores portarán brazaletes. Este fin de semana los equipos de todas las categorías del At. Madrid guardarán un minuto de silencio.

Ana Botella anuncia que propondrá una calle en memoria de Luis Aragonés.

JUGADOR PROFESIONAL

Luis Aragonés empezó jugando en el colegio de los jesuitas de Chamartín y posteriormente pasó al Club Getafe Deportivo, actual Getafe CF, hasta 1958, año en el que fichó por el Real Madrid CF. Con el equipo blanco no dispone de oportunidades y es cedido durante las siguientes temporadas al Recreativo de Huelva, Hércules, Úbeda y Plus Ultra, actualmente Real Madrid Castilla.

A mediados de la temporada 60-61 empieza a jugar en calidad de cedido en el Real Oviedo, equipo con el que debuta en Primera división. En la temporada siguiente ficha por el Betis desvinculándose del Real Madrid. Aragonés no llegó a debutar nunca con el Real Madrid en partido oficial. Con el Betis juega tres temporadas disputando 82 partidos de Liga en los que marca 33 goles.

En 1964 se incorpora al Atlético de Madrid. Jugaba como interior derecho erigiéndose en el cerebro organizador del ataque rojiblanco. Aragonés, cuyo juego y visión fue mejorando año tras año, también llegó a ser un gran especialista en tiros de falta y penaltis. En su primera temporada en el Atlético consiguió una Copa del Rey y quedó segundo en la Liga. Al año siguiente Luis conseguiría su primera Liga. En los siguientes años consiguió otras dos Ligas y otra Copa del Rey. En la temporada 1969-1970 obtuvo el Trofeo Pichichi, compartido con Amancio Amaro y José Eulogio Gárate; los tres anotaron 16 goles.

ENTRENADOR DE ÉXITO

En la temporada siguiente (74-75) el Atlético de Madrid le ofrece ser el entrenador del equipo. Esa temporada había jugado seis partidos, decide retirarse como futbolista e iniciar su carrera como entrenador. Sustituyó en el banquillo a Juan Carlos Lorenzo en la jornada 10. Consigue ganar la Copa Intercontinental, al poco tiempo de iniciar su andadura por el banquillo rojiblanco.

En 1976 gana la Copa del Rey y un año más tarde gana su única Liga como entrenador. Al finalizar la temporada 77-78 abandona el banquillo rojiblanco. Aunque en la temporada siguiente entrena al equipo durante unas pocas jornadas (desde la jornada 6 a la 9). En la temporada 79-80 vuelve a entrenar al Atlético de Madrid desde la primera jornada, aunque los malos resultados no le permiten finalizar la temporada.

En 1981 empieza a entrenar al Betis Balompié, aunque solo estuvo en el banquillo verdiblanco la primera jornada. En la temporada siguiente (82-83) vuelve al Atlético de Madrid. Consigue ganar una Copa del Rey y una Supercopa de España, siendo esta la primera Supercopa conseguida por el club.

Permanece en el banquillo rojiblanco cuatro temporadas consecutivas, hasta el final de la temporada 85-86, aunque en la temporada siguiente vuelve a entrenar al equipo a mitad de campeonato sustituyendo a Martínez Jayo. En la temporada siguiente el Barcelona se hace con sus servicios para sustituir a Terry Venables, que fue destituido al encadenar tres derrotas consecutivas. Luis Aragonés consigue ascender al equipo desde los puestos de abajo hasta los primeros puestos. Además esa temporada Aragonés consigue que el equipo gane la Copa del Rey.

Después de entrenar una temporada al Espanyol de Barcelona regresa de nuevo al banquillo del Atlético de Madrid en 1991. Permanece como entrenador del equipo dos temporadas, y en ese periodo consigue hacerse con otra Copa del Rey. En 1993 ficha por el Sevilla, con el que consigue buenos resultados en las dos temporadas que permanece en el equipo.

En 1995 ingresa en el Valencia, equipo con el que obtiene un subcampeonato de Liga. Después de estar otra temporada en el banquillo valencianista, con no muy buena suerte, regresa al Betis para dirigir al equipo en la temporada 97-98.

La temporada siguiente entrena al Real Oviedo, y una temporada más tarde al Mallorca, donde realiza un buen trabajo, ya que el equipo consigue quedar tercero en la Liga, mejor puesto en la historia del club.

En la temporada 2001-02 vuelve de nuevo a entrenar al Atlético de Madrid, con el que consigue el ascenso a Primera. Permanece con el equipo rojiblanco otra temporada más. Al año siguiente regresa al banquillo del Mallorca, consiguiendo la permanencia del equipo y alcanzar los octavos de final de la Copa de la UEFA. Luis Aragonés ha dirigido un total de 757 partidos de la Primera División de España.

SELECCIONADOR NACIONAL

En 2004 se convirtió en seleccionador nacional de España en sustitución de Iñaki Sáez. Su debut como seleccionador fue el 18 de agosto de 2004 en el partido España 3-2 Venezuela disputado en el Estadio de Gran Canaria. En junio de 2006 participó en el Copa Mundial de Fútbol de 2006, donde la Selección española fue eliminada en octavos de final ante Francia, posterior subcampeona del mundo.

El 22 de junio de 2008 consiguió clasificar a España para las semifinales de la Eurocopa, rompiendo así el mito de no pasar de cuartos que la Selección de fútbol de España arrastraba desde 1984. Esa clasificación permitió disputar la semifinal contra Rusia, el 26 de junio de 2008, donde España volvió a ganar, clasificándose para la gran final disputada el 29 de junio de 2008 frente a Alemania, en la cual obtuvo el título.