Así se quitan el gusanillo los corredores sin carreras populares

Runners
Varios corredores, antes de una carrera |@BEERRUNNERSVCL

El coronavirus ha dejado a los corredores populares sin dorsal. Se han suspendido, desde el pasado mes de marzo, por el covid-19, más de un centenar de carreras en la Comunidad de Madrid y se desconoce cuándo se retomarán.

No queda ni una carrera a la vista y muchas de las previstas en otoño e invierno se han suspendido, como la San Silvestre Vallecana, que será virtual, como otras tantas en la región.

Canillejas, la última carrera cancelada por el covid-19 de una larga lista
Canillejas, la última carrera cancelada por el covid-19 de una larga lista
Canillejas, la última carrera cancelada por el covid-19 de una larga lista

Canillejas, la última carrera cancelada por el covid-19 de una larga lista

En esta situación, los miles de corredores populares y federados madrileños se tienen que conformar con entrenar para matar el gusanillo de la competición, apuntarse a carreras próximas a Madrid, como en Toledo o Guadalajara o inscribirse a carreras virtuales.

Antonio San José junto a dos amigos runnes |.

Para Antonio San José, que las conoce todas y suele inscribirse en unas diez carreras cada año, el problema no solo es la aglomeración de la salida: "Hay demasiado contacto entre las personas también en el avituallamiento, donde se toca la alimentación, las botellas, se escupe... Yo hasta que no exista una vacuna no volveré a correr ninguna prueba".

Para María Macías, atleta de Majadahonda, "una de las claves para no desmotivarse entrenando, porque no hay fechas confirmadas y probablemente muchas de las carreras populares definidas en los calendario no se irán a celebrar, lo importante es continuar con los entrenamiento progresivamente y realizar una larga pretemporada"

"Hay que asumir que no se sabe cuándo se retomará la competición, pero no intentar pensar que no existen metas, sino continuar con los entrenamientos con la máxima normalidad posible", concluye.

María Macías, de rojo y negro |Twitter

José Rodríguez también lo tiene muy claro: "No queremos correr en la calle si no es seguro para nosotros o para los demás. Pero quiero pensar que en algún momento, no muy lejano, podamos hacerlo. Esta pesadilla acabará en algún momento".

Claudia se lamenta, pero comprende que en las actuales circunstancias lo mejor es no realizar carreras y emplearse a fondo a los entrenamientos: "Mira que me jode después de 18 años seguidos corriendo algo no poder hacerlo, teniendo además un calendario de carreras guapísimo, pero la salud es lo importante ahora mismo, mas que marcas, medallas de finisher y mas tontunadas”.

Corredor en un parque de Madrid |Archivo

Algo que coincide Adrián: “Esto pasará y todos volveremos con más ganas. Yo precisamente este año tras el confinamiento he vuelto con más ganas que nunca y seguro que esas ganas me harán disfrutar cuando abran la veda de marchas o competiciones. No hay mal que por bien no venga”.

Borja Martínez señala en corredoresopulares.com que "plantearnos una carrera como objetivo para motivarnos o porque nos apetece sentir esa sensación tan especial de cruzar una meta otra vez, no va a ser posible durante bastante tiempo".

Añade que "en realidad, teniendo en cuenta lo que está ocurriendo y la gravedad de la pandemia de coronavirus, lo de participar en una carrera es lo menos importante. Lo añoro, pero no sufro tanto pensando en que pasará mucho hasta que vuelva a llevar un dorsal".