Zidane: "Me sorprende el incansable deseo de mejorar de Cristiano"

Zidane: "Cristiano es el mejor de la historia del fútbol"
Zidane y Cristiano |Telemadrid

El entrenador del Real Madrid Catilla Zinedine Zidane ha explicado que lo que le "sorprende" de Cristiano Ronaldo es su "incansable deseo de mejorar", ya que el portugués "siempre quiere demostrar, incluso en cada entrenamiento, que quiere ganar", al tiempo que ha calificado como "buena" la "presión" que existe en el club blanco por ganar cada temporada la Liga de Campeones.

"Es el incansable deseo de mejorar lo que me sorprende. Y al mismo tiempo, no me sorprende. Lo bonito para mí es que siempre quiere progresar. Incluso si Cristiano Ronaldo gana trofeos y marca muchos goles cada temporada, su objetivo es siempre mejorar. Siempre quiere demostrar, incluso en cada entrenamiento, que quiere ganar. Es espectacular. Es lo que le hace estar en la élite, su ambición de ser el mejor", alabó Zidane en una entrevista a uefa.com.

LOS OBJETIVOS

En cuanto a los objetivos del Real Madrid, el exjugador del club blanco reconoció que "hay una presión cuando uno forma parte de este equipo". "El objetivo es siempre ganar la Liga de Campeones. Es bueno tener esa presión para decirte a ti mismo que en este club el objetivo es ganar la 'Champions', porque así sabes qué es lo que buscas", desgranó.

En este sentido, subrayó que "el Real Madrid siempre tiene el deber de ganar todo lo que esté a su alcance, ya sea Liga de Campeones, la Liga o la Copa del Rey". "El Real Madrid siempre tiene un equipo para ganar un título cada año", recalcó, tras comentar "lo difícil que es ganar la Liga de Campeones".

"No juegas simplemente tres o cuatro partidos y ya te proclamas campeón. Es una competición tan exigente y tan emocionante que es muy difícil ganarla", reconoció el francés, quien también recordó su gol en la final de 2002, cuando remató un centro de Roberto Carlos para anotar de volea el gol de la victoria ante el Bayer Leverkusen.

"No cambiaría nada sobre ese centro, aunque de vez en cuando lo recuerdo como un centro corriente. Lo único que me dije a mí mismo era que tenía que situarme bien detrás del balón y colocar mi cuerpo en la forma perfecta y eso es lo que hice. Es algo que sin duda solo ocurre una vez en la vida y a mí me ocurrió ese día en la final de la Liga de Campeones", rememoró.