Triste despedida de la Real y el City remonta al Bayern

La Real Sociedad despidió su participación en la Liga de Campeones con una nueva derrota ante el Bayer Leverkusen, que se impuso por 0-1 en Anoeta y selló su billete para los octavos de final de la máxima competición continental, después de que el Manchester United venciese al Shakhtar Donetsk en el otro encuentro del grupo A.

El conjunto de Jagoba Arrasate, sin opciones de clasificación ni posibilidades de llegar a la Europa League, mostró una menor urgencia que los alemanes, que llegaban con necesidad a San Sebastián, y acabaron pagándolo, cerrando un viaje europeo corto y teñido de negro.

EL OLYMPIAKOS DE MÍCHEL PASA COMO SEGUNDO

El Olympiakos de Míchel logró acceder a los octavos de final de la Liga de Campeones tras imponerse al Anderlecht (3-1) en la sexta y última jornada de la fase de grupos, mientras que el Manchester City estuvo a punto de arrebatar la primera plaza del grupo C al Bayern de Múnich, al que ganó 2-3 tras ir perdiendo 2-0.

En este mismo grupo, el Benfica -que terminó tercero con 10 puntos- deberá jugar la Europa League pese a vencer al PSG (2-1). Los goles de Lima y Gaitán, que contrarrestaron el de Cavani, no sirvieron para dejar al Olympiakos en la cuneta. Los griegos contaban con la ventaja de depender de sí mismos.

PRIMERA DERROTA DEL BAYERN

Por su parte, el Bayern de Múnich cosechó su primera derrota en Europa tras caer ante el Manchester City de Pellegrini, que se tomó la revancha de Guardiola tras el partido de ida (1-3). En esta ocasión, los celestes ganaron por 2-3, pero con el mérito añadido de levantar el 2-0 conseguido por Muller y Gotze.

De hecho, los dos tantos muniqueses llegaron a los 12 minutos, aunque la insatisfacción de los ingleses les dio licencia para seguir peleando y sacar algo positivo. Tanto fue así que se quedaron a un solo gol de conseguir la primera plaza. Silva, Kolarov -de penalti- y Milner marcaron los goles 'citizens'.

Además, el Viktoria Plzen se impuso al CSKA de Moscú y certificó la tercera posición que le da acceso a la Europa League. El gol de Tomas Wagner, en el tiempo de añadido, tumbó las ilusiones de un CSKA que terminó con nueve por las expulsiones de Dzagoev y Wernbloom.