Schumacher esperimenta una "ligera mejoría", pero sigue en estado crítico

El expiloto alemán de Fórmula Uno Michael Schumacher fue operado por segunda vez la noche pasada y presenta una "ligera mejoría", informaron los médicos del hospital de Grenoble (sureste de Francia) en el que se encuentra ingresado desde el pasado domingo."La situación está mejor controlada que ayer", declaró el doctor Jean-François Payen en conferencia de prensa.

Schumacher, que el próximo viernes cumplirá 45 años, se encuentra en coma inducido y estado crítico desde el 29 de diciembre al golpearse la cabeza cuando esquiaba en los Alpes franceses.

Tras someterle a un nuevo escáner y constatar una "ligera mejoría", los médicos propusieron a su familia una nueva intervención que se realizó durante la noche y duró unas dos horas.

SE DRENÓ UN HEMATOMA

En la operación se drenó el hematoma, situado en el área izquierda del cerebro, y se le instaló un dispositivo para hacer disminuir la presión intracraneal.

Un nuevo escáner practicado esta mañana reveló una "ligera mejoría" en el paciente, que se mostró "relativamente estable", indicaron los doctores que le atienden. "Las próximas horas son cruciales", agregaron los médicos sobre Schumacher, que permanece en coma inducido y estado crítico.

El siete veces campeón de Fórmula Uno se encuentra en ese estado desde el pasado domingo, cuando se golpeó violentamente la cabeza esquiando en los Alpes franceses.

"Hemos ganado un poco de tiempo en su evolución", añadieron los médicos del hospital de Grenoble, que insistieron en que no pueden prever la evolución del paciente y subrayaron que aún queda "camino por andar".

Su esposa, Corinna, así como sus hijos, Gina María, de 16 años, y Mick, de 14, y su hermano, el también expiloto Ralf, le acompañan en el hospital. Junto a ellos está un médico alemán y cirujano francés, Gerard Saillant, amigo personal de Schumacher.

"No se puede decir que esté ganado. Hay altibajos. Hoy está un poco mejor que ayer y mejor que el domingo", resumió Saillant.

SE SALIÓ DE LA PIESTA PARA AYUDAR A UN AMIGO

Schumacher se salió de la pista en la que esquiaba en la estación de Meribel inmediatamente después de ayudar a un amigo, según reveló la mánager del expiloto que continúa en estado crítico tras su caída.

Tras conocer el testimonio de un acompañante de Schumacher, la representante Sabine Kehm relató a los periodistas en el hospital de Grenoble que la leyenda de la Fórmula 1 entró en una zona de nieve virgen y al querer girar sobre una roca perdió el control y su cabeza chocó contra otra roca.

Al parecer, Schumacher no iba a toda velocidad, pero su cabeza se golpeó de forma violenta. Según algunos medios, el casco se hizo pedazos tras el choque, pero no hay confirmación oficial.