Rajoy rechaza el desánimo ante la crisis y apela a los valores del deporte

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha despedido este lunes al equipo español que participará en los Juegos Olímpicos en un acto en el que ha apelado a afrontar la crisis con valores del deporte como el trabajo y la perseverancia, y ha rechazado caer en el desánimo.

Al acto celebrado en el Palacio de la Moncloa han acudido varias decenas de deportistas y técnicos que participarán a partir del próximo viernes en los Juegos Olímpicos de la capital británica.

Rajoy ha aprovechado su intervención para garantizar que, frente a la crisis, el Gobierno está aplicando "la misma receta y la misma medicina de los deportistas: trabajo, esfuerzo, dedicación y perseverancia".

El jefe del Ejecutivo ha seguido con esa comparación y ha señalado que cuando un deportista se lesiona, puede caer en el desánimo, pero lo supera rápidamente. "Y nosotros vamos a trabajar, esforzarnos, dedicarnos y dar lo mejor de nosotros para superar esta situación", ha añadido en su alocución.

EL REY RECIBE A LOS ATLETAS

Don Juan Carlos deseó este lunes al equipo olímpico español los mayores éxitos en los Juegos de Londres, como culminación de muchos años de esfuerzo, planificación, superación personal y sacrificio. "Sois un modelo de conducta y de ejemplo para los más jóvenes, por lo que tenéis una gran responsabilidad. Estoy seguro de que sabréis estar a la altura", dijo el rey en una audiencia a 137 miembros del equipo olímpico español en el palacio de El Pardo.

El monarca, al que acompañaron la reina y los Príncipes de Asturias, recordó que estos días se cumple el XX aniversario de los Juegos de Barcelona, acontecimiento a partir del cual el deporte español pasó de "éxitos aislados" a destacar en numerosas disciplinas.

La audiencia tuvo lugar en la víspera del viaje a Londres de la primera gran expedición de deportistas españoles, encabezada por el presidente del Comité Olímpico Español (COE), Alejandro Blanco. España compite en Londres con 282 deportistas.