Oliver y Kader debutan con buenas sensaciones

Antes del partido Oliver Torres sonreía durante el calentamiento y como estaba previsto tomó asiento en el banquillo junto al resto de suplentes. Pero a eso de las doce y cuarto de la noche, llegó su momento. El Mono Burgos primero y Simeone después le daban las últimas instrucciones. Un cachete de ánimo del Cholo y a debutar.

Oliver entra con el partido muy atascado y los nervios le pueden en sus primeras acciones. Poco a poco se tranquiliza, va entrando en juego y mete este centro que Falcao cabecea fuera. A pesar de sus diecisiete años, los compañeros le buscan, confían en él, Oliver empieza a parecerse a sí mismo.

Otro canterano, Kader, tres años mayor, también entra al partido. Lo hace con aplomo y pronto mete este gran pase que Falcao está a punto de cazar. El francotunecino no se esconde y se atreve incluso con un lanzamiento directo de falta.

Dos debutantes, dos historias aún por escribir.