El Mundial de F1 cierra por vacaciones con Hamilton apuntando al quinto

El Mundial de Fórmula Uno echó el cierre por vacaciones hace unas horas en el Hungaroring, en las afueras de Budapest, con Lewis Hamilton (Mercedes), que firmó su quinta victoria del año y la sexta en Hungría, apuntando a su quinto título, tras ganar las dos últimas pruebas, que le dan una ventaja de 24 puntos sobre Sebastian Vettel (Ferrari).

Vettel, que al igual que el inglés busca emular este año a Juan Manuel Fangio -cuyas cinco coronas sólo mejora, con siete, Michael Schumacher-, había logrado su cuarto triunfo del curso en casa de Lewis, al ganar en Silverstone a mediados de mes. Pero Hamilton le devolvió la jugada hace dos domingos, al protagonizar una genial remontada, ganando desde la decimocuarta plaza el Gran Premio de Alemania, donde Seb abandonó.

GOLPE DE MANO

Hamilton -que el año pasado logró su cuarto título, el tercero con Mercedes- le asestó un nuevo golpe psicológico al germano este fin de semana en Hungría. Donde, en teoría, por las características de la pista, estaban en ventaja los Ferrari, con un monoplaza algo mejor, según admitieron en el Hungaroring tanto el inglés como su jefe de equipo, el austriaco Toto Wolff.

Pero el sábado llovió. Y el excéntrico y espectacular campeón de Stevenage tiró de talento para pescar en río revuelto y ampliar su propio récord histórico de poles a 77. En vísperas de lograr -de nuevo en seco, en una pista en la que es muy difícil adelantar- su sexagésima séptima victoria en la categoría reina. A 24 de la plusmarca del Kaiser, convaleciente aún del grave accidente de esquí que sufrió a finales de 2013 en Meribel (Francia).

ESCUDEROS FINESES

Hamilton encabeza, con 213 puntos -frente a los 189 de Vettel, que ganó sus cuatro Mundiales con Red Bull (entre 2010 y 2013)-, un campeonato que se reanudará el último fin de semana de agosto en Spa-Francorchamps, sede del Gran Premio de Bélgica, que se correrá justo una semana antes que el de Italia, en Monza.

Con sus respectivos escuderos, Kimi Raikkonen (Ferrari) y Valtteri Bottas (Mercedes), en tercera (146 puntos) y cuarta posición (132), respectivamente; sólo una estratosférica reacción de los dos pilotos de Red Bull, Daniel Ricciardo (118) y Max Verstappen (105) evitaría que entre Hamilton y Vettel se jueguen igualar este año las cinco coronas de Fangio, natural de Balcarce y fallecido en 1995 en Buenos Aires, a los 84 años. Que ganó el Mundial de 1951 y encadenó títulos entre 1954 y 1957.

ALONSO Y SU FUTURO

Fernando Alonso (McLaren), que, a pesar de haber logrado el último de sus 32 triunfos hace más de cinco años, sigue siendo el tercer piloto más laureado de la parrilla; celebró su trigésimo séptimo cumpleaños acabando octavo en el Hungaroring, la pista en la que hace quince había festejado su primera victoria.

El doble campeón mundial español (2005 y 2006, con Renault), que aún no ha confirmado si seguirá en la F1 el año que viene, tendrá menos vacaciones que el resto. En busca de nuevos retos, el piloto asturiano encabeza, con el equipo Toyota Gazoo Racing -junto a Sebastien Buemi y Kazuki Nakajima-, el Mundial de resistencia (WEC). Y a mediados de agosto disputará otra prueba del mismo, las Seis Horas de Silverstone, en Inglaterra.

Alonso es noveno, con 44 puntos, en el Mundial de F1, en el que este fin de semana dio mucho que hablar Carlos Sainz, del que no pocos afirman que podría ser reemplazado en Renault -escudería en la que está cedido por Red Bull- por Esteban Ocon, actual compañero de Sergio Pérez en Force India, un equipo que acaba de entrar en concurso de acreedores.

SAINZ, ENTRE RENAULT Y MCLAREN

Sainz firmó una sensacional quinta plaza, bajo la lluvia, en la calificación de Hungría, pero perdió cuatro plazas y acabó noveno un fin de semana en el que superó a su compañero Nico Hülkenberg tanto el sábado como el domingo.

El madrileño es undécimo en el campeonato, con 30 puntos. Los mismos que Checo, que hizo pública una carta en la que explicaba que si, como acreedor, había emprendido acciones legales contra su escudería, Force India, con graves problemas financieros, lo había hecho para "salvar el trabajo de" sus "400 compañeros de equipo".

LA CRISIS DE FORCE INDIA

Al mexicano también le vendrá bien, después del estrés vivido durante los últimos meses, el parón de un certamen al que le quedan nueve carreras y que se cerrará el 25 de noviembre en Abu Dabi. Después del programa doble de Spa y Monza, el 15 de septiembre se correrá en Singapur y el último fin de semana de ese mes en Sochi, sede del Gran Premio de Rusia, justo una semana antes que el de Japón, en Suzuka.

En el Circuito de las Américas, en Austin (Texas) se correrá el próximo 21 de octubre. Siete días antes que en Ciudad de México, sede del antepenúltimo Gran Premio de una temporada que se clausurará en la capital de los Emiratos Árabes Unidos dos semanas después del de Brasil, el 11 de noviembre, en Sao Paulo.