Monchi abandona el Sevilla

Monchi
Monchi |Telemadrid

El director deportivo del Sevilla, Ramón Rodríguez Monchi, le ha comunicado al consejo de administración del Sevilla FC su intención de dejar su cargo de manera inminente, sin que el club se haya pronunciado oficialmente al respecto. Ha comunicado a los consejeros que está cansado del proyecto y que no desea continuar, según ha avanzado El Desmarque.

El exportero sevillista, de 47 años y en el cargo de director deportivo desde 2000, le ha traslado su decisión al consejo de administración, que esta tarde tenía una reunión ordinaria, ha informado el portal de internet ElDesmarque.com.

Monchi, con contrato en vigor hasta 2017, es considerado como uno de los artífices del crecimiento deportivo del Sevilla en la última década gracias a sus aciertos en la política de venta y contrataciones de jugadores.

Con él, el Sevilla ha logrado en este tiempo cinco títulos de campeón de la Liga Europa, dos de la Copa del Rey, una Supercopa de España y otra Supercopa de Europa.

LA SEVILLA FUTBOLÍSTICA, CONVULSIONADA

El anuncio inesperado de la marcha de Monchi ha convulsionado la actualidad futbolística sevillana que, hasta el lunes, estaba exclusivamente centrada en las planificaciones deportivas de los dos clubes de la ciudad para la próxima temporada.

Nadie en la Sevilla futbolística permanece ajeno a la decisión del director deportivo sevillista y, en este sentido, son indicativas las reacciones en uno y otro sentido en las redes sociales o en los bares y corrillos matutinos, en los que hay coincidencia en que la decisión es "capital" para el sevillismo.

BETO ANUNCIO TAMBIÉN SU MARCHA

El portero internacional portugués Antonio Alberto Bastos Beto"ha anunciado este martes su marcha del Sevilla después de tres temporadas, informó el club sevillista, que ha destacado que "se va un capitán, pero sobre todo un gran campeón y un gran sevillista".

"Hoy es un día triste para mí, de esos días que nunca quieres pensar que tiene que llegar", manifiesta Beto en una carta de despedida en la que señala que estos tres años y medio los ha vivido "intensamente", que se ha dejado "hasta la última gota de sudor" y que ha alternado "momentos buenos, muy buenos y otros malos".

Destaca que ha tenido la "inmensa suerte de vivir esta época dorada del Sevilla" y disfrutado de la consecución de tres Liga Europa consecutivas, aunque confiesa que de la que guarda mejores recuerdos es de la primera, "en eliminatorias inolvidables ante Betis, Oporto, Valencia y culminando en la tanda de penaltis ante Benfica en la final de Turín".

Beto, quien llegó al Sevilla en el mercado de invierno de 2013, agradece la acogida de la ciudad, la afición sevillista, la directiva, compañeros y medios de comunicación en una etapa en la que, recuerda, también ha habido momentos "complicados" por las lesiones, que siempre le respetaron y aquí llegaron "una tras otra".

En este sentido, recuerda en su misiva "dos fechas nefastas" de 2015, el 5 de febrero cuando sufrió una luxación en el hombro que le mantuvo apartado de los terrenos de juego más de dos meses; y el 13 de septiembre, en la que un esguince de rodilla lo volvió a apartar de los terrenos de juego.