Luis Suárez se perderá 12 partidos con el Barça por la sanción

La camiseta de Luis Suárez posa en el Camp Nou
La camiseta de Luis Suárez posa en el Camp Nou |Telemadrid

El nuevo jugador del FC Barcelona Luis Suárez se perderá entre 11 y 12 partidos con su nuevo equipo debido a la sanción de la FIFA de cuatro meses sin poder ejercer su profesión, correspondiente a las ocho o nueve primeras jornadas de la Liga BBVA y a las tres jornadas iniciales de la Liga de Campeones, pues la prohibición finaliza el 25 de octubre.

En cuanto a la Liga BBVA, se perderá cuanto menos los ochos primeros partidos. La competición se iniciará el fin de semana del 23-24 de agosto y llegará la novena jornada el del 25 y 26 de octubre. Así, si el FC Barcelona jugara en domingo, Suárez ya podría debutar en la competición doméstica. En caso de ser el sábado, mismo día que finaliza la sanción, no.

KO EN LA PRIMERA FASE DE LA CHAMPIONS

De cara al escaparate europeo, el uruguayo no podrá jugar en su ansiada Liga de Campeones hasta la segunda vuelta de la fase de grupos, ya que se perderá las tres primeras jornadas. Así, el total de partidos oficiales que se perderá por su mordisco a Chiellini en el Mundial de Brasil será de once o doce partidos en función del calendario final de la Liga BBVA.

El nuevo '9' blaugrana no podrá demostrar hasta entonces su potencial goleador, el mismo que le ha llevado a ser esta temporada el Bota de Oro --junto a Cristiano Ronaldo-- con 31 goles firmados en esta última campaña de la Premier League, debido a esta sanción de la FIFA, que le hará estar cuatro meses alejado de los terrenos de juego.

Era la tercera vez que Suárez mordía a un rival, pues ya lo había hecho vistiendo las camisetas del Ajax y del Liverpool. Este jueves, un día antes de hacerse oficial el traspaso, la Comisión de Apelación de la FIFA rechazó las apelaciones presentadas por Luis Suárez y la Asociación Uruguaya de Fútbol y confirmó "en su totalidad" la decisión adoptada por la Comisión Disciplinaria, por lo que el delantero uruguayo no podrá jugar hasta finales de octubre.

Sin embargo, la FIFA aclaró que esta sanción "no es todavía final y vinculante", ya que tanto el jugador como la Asociación Uruguaya de Fútbol aún pueden recurrir al Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS). De momento, está sancionado con nueve partidos con Uruguay, 100.000 francos suizos (82.000 euros) y cuatro meses de inhabilitación para "cualquier actividad relacionada con el fútbol" que empezaron a contar el 25 de junio, día en el que se anunció la resolución.