99-76. Lebron y Heat arrollan a Pacers y jugarán la final contra Spurs

LeBron James quiso demostrar que es el mejor jugador actual de la NBA y líder de los Heat de Miami y lo hizo llevando a su equipo a un triunfo arrollador de 99-76 ante los Pacers de Indiana en el séptimo y decisivo partido de las finales de la Conferencia Este que ganaron por 4-3.

La victoria permitió a los Heat, actuales campeones de liga, volver por tercera temporada consecutiva a las Finales de la NBA que disputarán a partir del jueves ante los Spurs de San Antonio, campeones de la Conferencia Oeste, que barrieron 4-0 a los Grizzlies de Memphis.

James, que dejó el partido sentenciado (91-66) con cinco minutos para concluir el tiempo reglamentario, logró 32 puntos (8-17, 1-2, 15-16), capturó ocho rebotes, repartió cuatro asistencias, recuperó dos balones y puso un tapón.

Además, el escolta Dwyane Wade cumplió con su palabra de dar más apoyo a James en la labor ofensiva y fue el segundo máximo encestador al conseguir 21 puntos y nueve rebotes, en lo que fue el partido más completo que ha jugado en lo que va de serie.

TERCERA FINAL CONSECUTIVA

"Es algo increíble y grandioso el estar por tercera vez consecutiva en las Finales de la NBA y todo el equipo luchó al máximo para conseguirlo", destacó Wade. "Ajusté algunas cosas respecto a partidos anteriores y al final mi integración con el equipo fue perfecta".

Wade dijo que ahora lo único que tenían que pensar era en enfrentarse a un gran equipo como son los Spurs e intentar hacer el mejor baloncesto que les permita revalidar el título de campeones.

"Los Spurs son un gran rival y los campeones de la Conferencia Oeste que han llegado a las Finales con todo merecimiento, por lo que si queremos ganar tendremos que jugar nuestro mejor baloncesto".

Junto a James y Wade, el veterano escolta Ray Allen fue el sexto hombre de los Heat al anotar 10 puntos, incluidos tres triples de cinco intentos, que ayudaron al equipo.

Los Heat consiguieron 30 puntos en la pintura, los mismos que lograron los Pacers, que en los tres triunfos logrados en la serie siempre habían sido los que dominaron en esa faceta del juego.

Hibbert, aunque aportó 18 puntos y ocho rebotes, que lo dejaron líder de los Pacers, esta vez no fue decisivo, como tampoco lo fue el alero Paul George, que tuvo problemas con las personales y fue eliminado a falta de ocho minutos para concluir el partido. Sumó sólo siete tantos, siete rebotes y cuatro asistencias.

El ala-pívot David West fue el segundo máximo encestador de los Pacers al anotar 14 puntos, mientras que el base George Hill y el escolta Lance Stephenson lograron 13 y 10 tantos, respectivamente, y completaron la lista de cuatro jugadores de Indiana que consiguieron números de dos dígitos.